lig tv izle
justin tv

Kao Joi Lin

Blog en Monografias.com

 

Baruch Spinoza, un verdadero genio de la metafísica. JLB y Gardel, dos maestros de la cotidianidad. El arte, la música y el teatro son relajantes del espíritu.

Queridos amigos ¡hola! espero estéis bien, primero os voy a recordar, o mejor citar, una frase –aunque puede no ser  de vuestro agrado, muy sabia– de  un  blog posteado en este medio; acerca de los excepcionales del futuro, aún ni los soñáis, y los del presente son vuestros contemporáneos:

“nadie es profeta en su tierra ni en su tiempo. ”

La religión desde hace centurias no ha  ayudado mucho a la humanidad, el mismo Jesús no pretendió una religión, sino, practicar el amor al prójimo, en eso el desiderata de Baruch Spinoza es genial.  Honestamente, lo admiro,  es uno de mis filósofos preferidos, me gusta mucho.

Ahora bien, volviendo a la reflexión anterior,  las personas que quieren dar un mensaje de paz y amor, casi siempre -por ser generoso, o por no ser drástico- son tildadas de locos o rebeldes. Existen otros que son más materialistas pero igualmente quieren dar un mensaje de paz y comprensión empezando por conocerse y tratar de cambiarse a sí mismos, eliminando dogmas y creencias nefastas, de ellos os daré varios ejemplos polarizando épocas y medios.

Continúo.

Pero antes, quiero deciros que, aunque no estoy de acuerdo –en parte- con Marx acerca de que:

“la religión es el opio de los pueblos”

Si acepto que, si no se entiende o se practica con certeza y apropiadamente, se torna destructiva de la voluntad del individuo, principalmente quien ignora el verdadero concepto de la misma.

Aun cuando no soy religioso, fui –bautizado- o “soy”  católico,

Baruch, dice verdad y tiene evidencia histórica, he ahí: Mahoma oriundo y detestado en la propia ciudad de La Meca, pero, alabado y seguido en Medina y a Jesús, nacido en Belén, profeta en toda la Judea y Galilea, empero detestado por el mundo judío al negarle su dignidad mesiánica.

No obstante debéis asumir que: Los justos triunfarán primero, por sí mismos y su virtud, luego sus seguidores como consecuencia de desarrollar la justicia de los primeros, y por el valor de su confianza en ellos (en el mundo terrenal) mientras se vive, después, no se debería ni soñar, esto ¡Coincide totalmente con en pensamiento de Baruch!

Pues, Baruch, no pone en las manos de Dios querer castigar, y menos despreciar a su creación, la naturaleza, al hombre; los pecados, una ley o código que se le imputan como diseñados por él, lo somete a la duda, también niega que Dios haya creado el infierno o purgatorio, el filosofo manifiesta que: el hombre pensando en cosas que le han enseñado fueron un mandato de Dios, deja de ser feliz, de comportarse libremente, para Spinoza, es imposible que Dios habiendo creado la maravilla que es el universo haya creado cosas nefastas como el infierno, y que precisamente no se sufran sus condiciones en la tierra, en la superficie misma –que es como sucede- sino después de muertos y, a ciencia cierta no se sabe dónde.

La verdadera idea del la religión es, seguir a los sabios, pero en la medida de aprender como desenvolverse de buena manera, un mensaje de amor y paz en el mundo. En otras palabras la religión (re-ligarse) debía ser para hacer el bien colectivo y no para ejercer temor a nada, menos a Dios que nos ha hecho por amor.

Ahora bien, no soy adepto al juego de barajas (naipes) pero en el mudo el póker es un juego de índole importante, hasta el punto de decidir propiedades y dignidad y tiene adeptos por montón, algunos por ocio otros creen ganar fortuna con el mismo. En tal sentido, Jorge Luis Borges (escritor argentino) además del Evangelio según Pablo, posee en su obra literaria, “El puñal”, que mas que notoria, desencadena una forma estética de concebir una ilusión, una esperanza de entender porque se torna tan impresionante la acción de: “la puñalada” ej. La que mató a Cesar emperador, o a Pedro el Grande, Calígula, etc. Todas, dizque para hacer justicia. Aun más, hacer entender la menesterosa posición del perdedor en un juego de dominó o naipes. Esa obra, nos muestra lo que significa la miseria, esa que atañe sin querer queriendo; por ignorancia y por haber crecido sin la necesaria orientación que hace que el más insignificante ser “sea” alguien, o sea, aprender a ser feliz en el mundo de los vivos, y no temer a algo que nos ha creado, sino entender que existe, y que si no hacen esfuerzos por ser felices, ser acertados en nuestras acciones y desenvolvimientos para triunfar sin perjudicar a los demás, seremos uno derrotados, tampoco pedir que nos ayuden si no nos ayudamos nosotros mismos, menos a quien nos ha creado y sabe lo que ha hecho y que debe hacer. Comulga con el pensamiento de Baruch.

Igualmente se muestra  Gardel con “Por una cabeza” quien se refiere a las carreras de caballos como una idea de la gente en miseria, quienes según el tango, quieren creer que esa sea su única esperanza para salir de las penurias que le atañen. O tal vez la misma descripción de la esperanza inútil, o el desorden y el despilfarro de quienes tienen mucho y no pueden aun con ese privilegio, ser felices. He ahí la maravillosa capacidad de dilucidar la miseria. Los dos; JLB con sus obras y Gardel con el tango que canta, se muestran profetas, al definir, que quien juega por necesidad pierde por obligación o viceversa.

Una vez oí decir que: ¡la suerte es la esperanza de los mediocres! Y que, lo que se debe desear es el éxito, por mi parte tratándose de que no soy adepto a lo esotérico prefiero lo segundo.

Para los venezolanos igual que el mundo entero, es muy significante la música, para los zulianos, particularmente, “la gaita” ¿no creéis que es como una religión?  Pues bien, hay también, muchos adeptos al Chimbanguele –acorde de tambores afro latino que se interpreta para alabar la dignidad de san Benito de Palermo- y el Tamunangue ¡una manifestación de folklore venezolano! Ambas más que fe, tiende a trascender como culto al éxtasis del espíritu afro que nos atañe.

¿A quién perjudica esta manifestación folklórica, aun cuando no sean de su agrado? A nadie, creedlo.

Aristóteles, concebía la poesía y el teatro, como un medio catártico de eliminar tensiones, para él, era una muy buena forma de alejarse de ellas, con el drama se descubre el motivo de ellas, la tragedia, es para el autor antes mencionado, una forma de adquirir conocimiento de esa verdad que nos perturba y nos hace reflexionar de forma que suele librarnos de traumas sicológicos, si, esos actores quienes con su drama y tragedia (noposorp)  nos proporcionan una personalidad enmascarada, o sea,  persona o mascara, en griego,  la imagen de lo absurdo o lo evidente, una evidencia humana que nos ha venido atacando desde lo más antiguo de nuestra historia, pero que al fin, es la verdad que nos pasa, es el fenómeno kantiano, lo que nos acontece, de modo que:

“lo que es no puede no ser” (Parmenides).

Esto es lo que descubren los filósofos y sabios. Ej. Baruch Spinoza.

¡Lo importante es tener la certeza de que Dios existe, es el creador! Y no imputarle los males que nosotros mismos nos hemos creado.

    Compartir este post en:
  • Facebook
  • Twitter
  • menéame
  • Delicious
  • Technorati
  • Digg
Sin categoría

Si le ha gustado esta entrada, por favor considere dejar un comentario o suscríbase al feed y reciba las actualizaciones regularmente.

Comentarios

Una respuesta a “Baruch Spinoza, un verdadero genio de la metafísica. JLB y Gardel, dos maestros de la cotidianidad. El arte, la música y el teatro son relajantes del espíritu.”
  1. Tilio Coronel dice:

    Estimado Joise: Como siempre,muy lindo tu escrito. Es para meditarlo.He leìdo a Spinoza desde siempre,creo desde los veinte años.Por pensar como pensaba,fue expulsado de su comunidad,pero creò una importante escuela de investigaciòn.Mi obra preferida de es su TRATADO DE TEOLOGÌA POLÌTICA,escrito en 1670.
    Tu frase final me trae a reflexiòn lo que alguien dijo: CREO EN DIOS,PERO NO CREO EN LO QUE LOS HOMBRES DICEN DE DIOS.



Deje su comentario

Debe para dejar un comentario.

Iniciar sesión

Ingrese el e-mail y contraseña con el que está registrado en Monografias.com

   
 

Regístrese gratis

¿Olvidó su contraseña?

Ayuda