lig tv izle
justin tv

Geología, Peligros Naturales y GeoTecnología

Blog en Monografias.com

 
promosyonbank.com promosyon canta

Archivo de Noviembre, 2011

La primera bombilla que está viva

Generar luz sin consumir energía eléctrica puede parecer una utopía, pero la biología tiene una respuesta a ese desafío a través de la bioluminiscencia. El truco está en aprovecharla de forma tal que se convierta en una alternativa viable y amigable con el medioambiente. Philips ha comenzado a explorar un concepto de bioluz basado en bacterias alimentadas con metano. Sus aplicaciones podrían alcanzar a muchos entornos de baja luz, desde cines y discotecas hasta sistemas de señalización y salidas de emergencia.

Se dice que lo esencial es invisible a los ojos, y esto es particularmente cierto a la hora de consumir energía. Encender una luz puede ser lo más natural del mundo para nosotros, ¿pero cuánta energía estamos desperdiciando que no vemos? Desde los cargadores de los móviles hasta aquellos equipos de audio que reportan la hora incluso estando “apagados”, el desperdicio de energía puede ser muy importante, aunque ya se han activado diferentes regulaciones que buscan reducir esta pérdida. Una simple señal que ilumina la palabra “salida” o las flechas indicatorias de las salas de cine necesitan de energía eléctrica a pesar de emitir una luz muy baja, por lo tanto, si los resultados son tan humildes, y el consumo está allí de todas formas, ¿no se podría hacer algo al respecto?

De acuerdo con la gente de Philips, sería posible implementar un sistema de bioluz, basándose en la bioluminiscencia de algunas bacterias. Su concepto tiene la apariencia de células montadas en la pared utilizando un marco de acero, interconectadas entre sí por tubos de silicio que alimentan a las bacterias con metano. El resultado es la emisión de una luz verde, pero puede ser alterado con la introducción de proteínas fluorescentes. El metano es obtenido del digestor instalado como parte del concepto “Microbial Home” de Philips, un hogar en el cual lo que normalmente es considerado como desperdicio puede ser reutilizado para el funcionamiento de otros dispositivos.

Señalizaciones
Señalización en caminos, luces de emergencia, salidas para cines, luz ambiental y hasta indicadores para sistemas de diagnóstico (como monitores de diabetes) serían algunas de las aplicaciones teóricas para este tipo de iluminación. Una bioluz no sería adecuada para iluminar un hogar entero, pero también contribuye a que la “iluminación estética” pueda volverse mucho más verde y eficiente de lo que es ahora. Apenas se trata de un concepto, y sería algo apresurado hablar de una aplicación comercial, sin mencionar el hecho de que estas luces necesitan metano para “trabajar”. Sin embargo, si la generación de metano a partir de material de desperdicio se convierte en una opción para los hogares del futuro, ¿entonces por qué no?
Cortesia ABC.es

Ciencia y tecnología

Los 13 años más cálidos de la Historia se han registrado en los últimos 15

Los 13 años más cálidos han sucedido, sin excepciones, durante los 15 años transcurridos desde 1997. Las temperaturas mundiales de 2011 son actualmente las décimas más altas registradas, y superan a las de cualquiera de los años anteriores durante períodos La Niña, que suelen influir a la baja en la temperatura. La extensión del Mar Ártico fue en 2011 la segunda más pequeña registrada, con el volumen más bajo en términos absolutos.

Tales son algunos de los datos más destacados de la Declaración anual de la Organización Meteorológica Mundial sobre el estado del clima mundial, que, junto con una evaluación de la temperatura mundial, ofrece una instantánea de la evolución meteorológica y climática en el mundo durante 2011. Fue hecha pública hoy en la Conferencia Internacional sobre el Clima que está teniendo lugar en Durban, Sudáfrica.

“Nuestra tarea estriba en ofrecer conocimientos científicos para ayudar a los decisores en su labor”, señaló el Secretario General de la OMM, Michel Jarraud. “Nuestra ciencia es sólida, y demuestra inequívocamente que el mundo se está calentando y que este aumento de temperatura es atribuible a las actividades humanas”, declaró.

Nuevos máximos de gases de efecto invernadero
“La concentración de gases de efecto invernadero en la atmósfera ha alcanzado nuevos máximos. Se está acercando muy rápidamente a unos niveles que podrían reflejar un aumento de 2 a 2,4 ºC en la temperatura media mundial, que, según los científicos, podría desencadenar cambios irreversibles y de amplio alcance en nuestro planeta, así como en nuestra biosfera y océanos”, manifestó.

Según la estimación provisional de la OMM, durante 2011 (entre enero y octubre) la temperatura del aire en la superficie de la tierra y del mar se situó en 0,41 ºC ± 0,11 ºC por encima del promedio anual del período 1961-1990, que fue de 14,00 ºC, según la declaración provisional. Éste es, pues, el décimo año más cálido desde que comenzaron los registros en 1850.

El período 2002-2011 fue, junto con 2001-2010, el decenio más cálido registrado, con 0,46 ºC por encima del promedio de largo período.

Durante 2011, el clima mundial estuvo fuertemente influenciado por el intenso La Niña, que se gestó en el Pacífico tropical durante el segundo semestre de 2010 y prosiguió hasta mayo de 2011.

Temperaturas máximas en Rusia
Fue uno de los más intensos de los últimos 60 años, y estuvo estrechamente asociado a las sequías padecidas en el África oriental, en las islas del Pacífico ecuatorial central y en el sur de los Estados Unidos, y a las crecidas sobrevenidas en el sur de África, Australia oriental y sur de Asia.

Los años en que La Niña ha sido intenso suelen ser entre 0,10 y 0,15 ºC menos cálidos que los años precedentes y posteriores al fenómeno. Las temperaturas mundiales de 2011 siguieron esa misma pauta, y fueron inferiores a las de 2010, aunque fueron considerablemente más altas que en los episodios de intensidad moderada a intensa de los últimos fenómenos de La Niña: 2008 (+0,36 ºC), 2000 (+0,27 ºC) y 1989 (+0,12 ºC). En las últimas semanas ha vuelto a manifestarse un La Niña débil, aunque sin alcanzar la intensidad de finales de 2010 y comienzos de 2011.

Durante 2011 la temperatura del aire en la superficie fue superior al promedio de largo período en la mayoría de las áreas de tierra firme del mundo. Las diferencias respecto del promedio fueron máximas en Rusia, especialmente en su parte septentrional, en que las temperaturas fueron entre enero y octubre aproximadamente 4 ºC superiores al promedio en algunos lugares.

La extensión mínima estacional de los hielos marinos en el Mar Ártico, que se alcanzó el 9 de septiembre, fue de 4,33 millones de kilómetros cuadrados. Esta cifra fue un 35% inferior al promedio de 1979-2000, y sólo ligeramente superior al mínimo registrado, que se alcanzó en 2007. A diferencia de lo que sucedió ese año, tanto el corredor marítimo noroccidental como el nororiental estuvieron exentos de hielo durante ciertos períodos en el verano de 2011. El volumen del hielo marino fue nuevamente inferior al promedio, habiendo alcanzado según las estimaciones un nuevo mínimo, sin precedentes, de 4.200 kilómetros cúbicos, inferior a su vez a los 4.580 kilómetros cúbicos alcanzados en 2010.

En la mayoría de las regiones polares septentrionales, las temperaturas superiores al promedio coincidieron con el valor mínimo del volumen de los hielos marinos y con la segunda extensión mínima jamás registrada de los hielos en el Mar Ártico.
Cortesia Elmundo.es

Meteorologia y climatologia

El agua embotellada seca la sed de México

Cada mexicano bebe 234 litros de agua embotellada al año, lo que convierte al país en líder mundial, con el 13 % del consumo en todo el mundo. La falta de acceso a un servicio potable sólo explica parte de un problema que coquetea con la privatización del sistema y que deja en mal lugar a los gobernantes. Las grandes multinacionales están a la cabeza del negocio. Es un fenómeno social de insospechadas consecuencias.

 

El reportaje comienza en una taquería. “Una orden de barbacoa, y agua, por favor”. Diez minutos más tarde, el mesero deja un suculento plato de tortillas mexicanas dobladas y rellenas con diferentes tipos de carnes. Y una botella. “Disculpe, ¿puede ser del grifo?”. “Es que no nos hacemos responsables”. “Entonces, ¿cocinan y friegan también con agua embotellada?”. “La usamos para todo, no se preocupe”. La anécdota la cuenta María Luisa Torregrosa y simboliza lo difícil que es en México escapar del omnipresente mercado del agua embotellada.

 

Torregrosa es investigadora de la Facultad Latinoamericana de Ciencias Sociales (FLACSO): “No es rentable privatizar toda la red y por eso el negocio se ha trasladado al envase. Las botellas son el negocio”.

 

El consumo por persona alcanza en México los 234 litros al año, el mayor del mundo, por encima de los 119 litros de España y los 110 litros de Estados Unidos. Y las cifras aumentan más de un 8 % anual, según revela un reciente estudio de Beverage Marketing Corporation, que no hace sino poner números a un fenómeno visible en gran parte del país azteca. Los mexicanos parecen llevar una botella a cuestas. Es como una pulsión primitiva. Como si fuera la única manera de buscar una solución a problemas que no pueden resolver.

 

Canek Sandoval entra en la biblioteca de la Universidad. Se sienta y abre su mochila: portátil, libros, apuntes, lapicero y la pequeña botella de medio litro que siempre le acompaña. La comunidad universitaria, el punto focal donde muchas veces se mira todo un país, tampoco falta a su cita con el plástico. Casi ocho de cada diez estudiantes de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) no beben agua del grifo, según revelan las encuestas internas que maneja el centro. Sólo en Ciudad Universitaria, que acoge a cerca de 130.000 estudiantes, las ventas de agua purificada superan diariamente el millón de pesos (54.000 euros).

 

 

La ‘generación botella’

 

“La humanidad vivió durante siglos llevando todo a cuestas. Pero es inconcebible que actualmente, en la segunda ciudad más grande del mundo, carguemos agua todo el día. Y hay gente que no puede vivir sin sentir el peso de su botella”, explica el psicólogo de la UNAM Javier Urbina. Los universitarios mexicanos estudian hoy con la botella bajo el brazo. La generación que nació a partir de finales de los años 80 abrazó la moda del agua embotellada, espoleada por dos fatalidades históricas.

 

La primera se remonta al 19 de septiembre de 1985 y dejó literalmente temblando a la zona centro, sur y occidente del país. Es todavía el terremoto más mortífero de la historia escrita de México, con una magnitud de 8,1 en la escala de Richter. El temblor se cobró más de 10.000 muertes y dejó el Distrito Federal entre escombros. “Se rompieron un gran número de tuberías y la ciudad estuvo desabastecida. Entonces se generó la creencia de que el agua había quedado contaminada”, recuerdan Mireya Imaz y Ana Beristain, del Programa Universitario de Medio Ambiente de la UNAM.

 

La epidemia de cólera que desde 1991 registró más de medio millón de casos en el mundo recogió el testigo de las desgracias. El continente americano fue el más afectado y aunque esta vez México no fue el epicentro de los daños la cicatriz en la sociedad todavía es visible. La investigadora del Instituto de Ecología de la UNAM, Ana Cecilia Espinosa, lo vivió como estudiante: “Hubo toda una revolución sobre cómo tenía contacto la gente con el agua, que tenía que ser embotellada o, como mal menor, tratada”.

 

Los mexicanos nacidos a rebufo de estas fatídicas fechas nunca supieron lo que es tomar agua directamente del grifo. “Hay que enseñarles a beber de nuevo”, advierte Mireya Imaz. Lo que no está tan claro es si el agua que llega hoy a los hogares es un peligro serio para la salud o basta con tratarla mediante filtros y gotas de desinfección. “La calidad se soluciona la mayoría de las veces hirviéndola. El problema entonces es el gasto energético. Y si recurres a las gotas, el sabor deja mucho que desear”, resume Torregrosa. “A mí me da pavor consumir agua de la llave, a pesar de los filtros, que terminan siendo una cosa monstruosa. Sé que es mil veces más cara y que estoy usando unos plásticos PET que no quisiera, pero me dedico a la salud y no quiero jugar con la mía”, confiesa Marisa Mazari, otra de las investigadoras del Instituto de Ecología de la UNAM.

 

Depende también de la zona. Porque hay calidades distintas y preocupaciones focales diversas. Por ejemplo, el Estado de Hidalgo presenta riesgo de metales, mientras el de México tiene problemas de cromo, y el de Guanajuato de arsénico. Un elemento común es la densidad de microorganismos que tiene el agua en México. “Somos un país tropical, con las facilidades que ello implica de reproducción para los microorganismos. Entran en juego entonces las plantas de tratamiento, que son escasas y además operan a menos de la mitad de su capacidad”, denuncia Mazari.
Cortesia Fronterad.es

Ciencias del agua

La fecha 11/11/11 genera inquietud

El próximo viernes 11 de noviembre es una fecha esperada por los numerólogos de todo el mundo, pues coincidirán los números del día, mes y año (11/11/11) incluso se suma la hora 11:11.

Para los adeptos a las ciencias ocultas, esta casualidad podría indicar la ocurrencia de eventos inusuales, mientras que para la mayoría de la gente esta coincidencia de reloj y calendario, que se produce una vez en cien años, pasará totalmente desapercibida, los numerólogos y otros esotéricos buscan las señales que esto podría tener.

Miles de aficionados a las ciencias ocultas planean reunirse ese día para ceremonias o danzas y ya han aparecido varias páginas dedicadas a esta fecha en las redes sociales como Facebook.

Algunos numerólogos atribuyen al número once poderes paranormales que proporcionan un canal de comunicación con el subconsciente. Otros, sostienen que el once representa la dualidad del bien y del mal en la humanidad

____________________________________________________________________________________________
Cortesia Internet

Ciencia y tecnología

Iniciar sesión

Ingrese el e-mail y contraseña con el que está registrado en Monografias.com

   
 

Regístrese gratis

¿Olvidó su contraseña?

Ayuda