Editorial Monografias.com

por Mora Torres

 

El músico vampiro

Tan de moda que están los vampiros, en especial entre los adolescentes (Vampiros: los Moradores de las Tinieblas), y pensar que el joven Giacomo Puccini ya en su tiempo tenía contacto con ellos (La ópera).

A través de su música, es claro (La música: conflicto de identidades).

No había hecho tampoco ningún pacto con ellos -como indica la leyenda que sí lo hizo el inefable Paganini con el Diablo (El Satanismo)-, pero le gustaban todas estas rarezas, como las que escribía su amigo el libretista Arrigo Boito, cuyo Mefistófeles se escucha ahora con mejores oídos: los del pueblo (La educación popular: trayectoria y actualidad).

En 1884 la primera ópera de Puccini, Le Villi, sobre los avatares de un vampiro trágico, se convirtió en un suceso y lo llenó de honores en plena primavera, es decir, en plena juventud (Suicidio en la juventud: guía para los padres, el público en general, y maestros).

Después de esto debió esperar a que la buena fortuna regresara (La rueda de la fortuna), el talento seguía… debió esperar varios años para que los demás volvieran a escuchar su luz (La luz para los artistas, los museólogos y los arquitectos).

(Continuar leyendo »)

Editorial
chatroulette chatrandom