Editorial Monografias.com

por Mora Torres

 

Materia oscura

Hay otros mundos pero están en éste

La materia oscura es simplemente aquello que no brilla en el cielo, pero que está (Consideraciones sobre el origen y la composición de la gravedad y la materia oscura).

Los científicos no saben qué es, pero saben que está, que es extensa, que todavía no se puede tocar, pesar y ni siquiera entender qué es, excepto que une a las galaxias, a todos los cuerpos celestes (Por una nueva teoría sobre el universo).

En un plano un poco menos científico y tal vez filosófico -no me atrevo plenamente a usar ese gran adjetivo (Qué es la filosofía)-, la materia oscura, además, está en nosotros: algo invisible, que no puede tocarse, que está allí entre uno y otro de nosotros, nos une.

Sin siquiera ser conscientes de ello, el pensamiento de ”desconocidos” afecta nuestro pensamiento.

Nos desplazamos hacia la materia invisible que tenga mayor energía, y esa materia alguna vez tuvo un nombre en la tierra, un nombre como Shakespeare o Cervantes (Shakespeare y Cervantes: vida y obra y comparaciones) o Heráclito (Heráclito de Éfeso: ¿Melancolía o esquizofrenia?) o Platón (Platon).

Acaso nadie sepa que hay alguien que está solo con sus palabras de poeta, sus colores de pintor o sus escritos en el pentagrama, con las trampas de la oscuridad que abren el papel o el lienzo hacia abismos en el inicio de cada obra, y que cada obra es sólo uno de los gestos del alma.

¿Y qué es el alma, cómo puede comparársela con la física del universo, sino con la metáfora de la materia oscura y sus partículas inapresables? (Alma y Ciencia).

Fragmentos de materia oscura a investigar

La vida cotidiana de los egipcios -no la de sus reyes, de eso ya sabemos un poco.

La santidad (Los valores).

Los motivos de gente como Jack el Destripador (Asesinos en serie).

La aparición y desaparición de gente como Fulcanelli (Literatura y Alquimia).

El comienzo del lenguaje de los hombres.

El comienzo de la escritura, las matemáticas y la música.

Si alguno de ustedes puede responder algún punto de estos fragmentos de materia oscura, todos lo agradeceremos.

Ahora pasaré a hablar de otra cosa -relacionada, claro-, porque en la oscuridad yo no veo nada.

La intuición

Después de una clase de yoga, en el momento de la relajación, he tenido alguna vez una intuición (La intuición animal y sus aplicaciones en la adaptación humana), y en ninguna otra parte.

Sé por qué: el olvido de la pesada sustancia de mi cuerpo y de la mucho más pesada sustancia de mi ego hace que las luces se enciendan. Seguramente algo está escrito para el futuro en algún lado y los densos velos que nos cubren nos impiden leerlos.

-Esto de densos velos… voy a buscar un poema que habla de ellos-

-Sí, encontré el poema, es de Olga Orozco, disfruten estos fragmentos de materia oscura que elegí copiar para ustedes; disfrútenlos pero analícenlos, les aseguro que dicen mucho y que indican bastante, como un mapa y también como brújula, y que no sólo habla de poesía en cuanto género literario:

Densos velos te cubren, poesía

No es en este volcán que hay debajo de mi lengua falaz donde te busco,
ni es esta espuma azul que hierve y cristaliza en mi cabeza,
sino en esas regiones que cambian de lugar cuando se nombran,
como el secreto yo y las indescifrables colonias de otro mundo.

Noches y días con los ojos abiertos bajo el insoportable parpadeo del sol,
atisbando en el cielo una señal,
la sombra de un eclipse fulgurante sobre el rostro del tiempo,
una fisura blanca como un tajo de Dios en la muralla del planeta.
Algo con que alumbrar las sílabas dispersas de un código perdido
Para poder leer en estas piedras mi costado invisible.
Pero ningún pentecostés de alas ardientes desciende sobre mí.
¡Variaciones del humo, retazos de tinieblas con máscaras de plomo,
meteoros innominados que me sustraen la visión entre un batir de puertas!
Noches y días fortificada en la clausura de esta piel,
escarbando en la sangre como un topo,
removiendo en los huesos las fundaciones y las lápidas,
en busca de un indicio como de un talismán que me revierta la división y la caída.

¿Dónde fue sepultada la semilla de mi pequeño verbo aún sin formular?
¿En que Delfos perdido en la corriente
suben como el vapor las voces desasidas que reclaman mi voz para manifestarse?
¿Y cómo asir el signo a la deriva -ese y no cualquier otro-
en que debe encarnar cada fragmento de este inmenso silencio?

No hay respuesta que estalle como una constelación entre harapos nocturnos,
¡Apenas si fantasmas insondables de las profundidades,
territorios que comunican con pantanos,
astillas de palabras y guijarros que se disuelven en la insoluble nada!
Sin embargo
ahora mismo
o alguna vez
no sé
quién sabe
puede ser
a través de las dobles espesuras que cierran la salida
o acaso suspendida por un error de siglos en la red del instante
creí verte surgir como una isla
quizás como una barca entre las nubes o un castillo en el que alguien canta
o una gruta que avanza tormentosa con todos los sobrenaturales fuegos encendidos.
(…)

Frases sobre lo oscuro

Shakespeare, San Juan de la Cruz, etc., saben algo sobre la oscuridad; también Quevedo y Poe y muchos otros. ¿Mandarían sus frases predilectas -resumidas o no, breves, brevísimas o extensas como el universo- para completar en parte este trabajo sobre oscuridades, materia y alma oscuras, que -casi- yo misma no comprendo? ¡Hagamos otra vez “trabajo en equipo”!

Respecto de la magnífica oración de Eluard que abre mi entrega de hoy, “Hay otros mundos pero están en éste”, debo decir que intuyo fue engendrada en medio de gente incrédula y quería decir mucho más de lo que dice. Me pareció un subtítulo espectacular para el tema de la materia oscura, pero hay otros mundos que no están en éste, poeta Paul Eluard.

Envío

Sólo me resta repartir abrazos, es decir claridades y fuegos, nada de oscuridad, a todos mis amigos del blog, especialmente a aquellos flamantes que vinieron de países que hoy están muy tristes. En este caso me refiero al amigo de Tegucigalpa, Honduras. ¡Fuerza, y mucha luz, Ever Rosa! Gracias también a Wilfredo, por su extraordinario aporte de material, no sólo ”borgiano”.

A los viejos. Viejos: ¡resucitemos el blog, juglares míos! (fue Blanca Estela quien recordó que eran juglares por los caminos de Internet). Imposible agradecerle debidamente a Joise, por ejemplo, su constante e inteligente estar ahí; y a José Itriago, la maravilla de su imaginación y estilo, cuando enriquece cada cuento con su voz (con Vancho, que además los ha enriquecido antiguamente, coincidimos, y con el entrañable amigo Osvaldo, el de siempre, aunque no vengan más).

Editorial

Si le ha gustado esta entrada, por favor considere dejar un comentario o suscríbase al feed y reciba las actualizaciones regularmente.

Comentarios

26 respuestas a “Materia oscura”
  1. Osvaldo Bonini dice:

    Blues de los pantalones de campana,
    me hiciste llorar.
    No quiero perder este sentimiento.

    Y si pudiese elegir un lugar para morirme
    sería en tus brazos.

    ¿Es que quieres verme arrastrarme por el suelo hasta ti?
    ¿Es que quieres oírme suplicar que vuelvas conmigo?
    Lo haría contento porque
    no quiero desaparecer de tu vida,
    dame un día más por favor.
    No quiero desaparecer de tu vida,
    siempre permaneceré en tu corazón.

    http://www.youtube.com/watch?v=UI56fXtOwFc

  2. Joise Morillo dice:

    Mi querida Mora, extra galáctica entrega, en un programa de televisión, además de lo que me he podido documentar, aprendí, que: las dimensiones del universo están comprendidas por una serie de espacios totalmente distinguidos entre sí, llamados branas, estos branas , mantienen en su espacio interno, donde se desenvuelve cada dimensión, por ejemplo, la dimensión donde se encuentran los sistemas galácticos que conocemos, además de todas las masas u objetos celestes , influjos producidos por gravedades de planetas gigantes, y otros como novas nacientes que están produciendo, oro y diamantes asi como otros minerales -sublimacion de elementos al momento de las explosiones- igualmente, crean fuerzas inmensas, ejerciendo presiones centrifugas que afectan a las fronteras o bordes de estas branas, al entrar en contacto una brana con otra, se producen los llamados hoyos negros, los cuales dejaran entrecolar esas fuerzas de una menos densa a una mas densa, como un tipo de osmosis, que al final del movimiento terminaran trasladándose una brana dentro de otra. Esa densidad, se siente, pero es permeable y todos los cuerpos, dependiendo de sus impulsos prístinos, seguirán en movimiento.

    Lo que mantiene la diferencia en la tierra es el aislamiento atmosférico, en combinación con las energías internas ígneas de la tierra. Producto de la rotación (movimiento prístino) terráquea.

    De tal forma las dimensiones, más que metafísicas, y o producto de la razón es simplemente la interpretación verbal que le ha dado la especulación a un objeto inmenso que conforma parte del universo. Igualmente el pensamiento peculiar puede concluir: “existo porque pienso” o “pienso luego existo” (Descartes), no obstante otros dicen que: lo que somos es la apariencia de algo más complejo, y sorprendente aun: la vida es un sueño, o sea que a lo mejor todos estamos durmiendo y lo que hacemos es soñar algo que deseamos que sea.

    Borges y el Ultraísmo plantean varias reglas, donde la mayor fuerza o la primordial es el uso de la metáfora como elemento principal de la lirica de un poema, esto se identifica muy bien con La vida en sueño. O el teatro del mundo, de Calderón de la Barca, también plantea que un poema no debe utilizar el rebuscamiento de las frases para concretar su estructura. Esto relaciona muy bien con Derrida y su deconstrucción de la oración.

    Intuición, el genio de esta figura de la razón es Kant, planteado en la crítica de la razón pura y fundamentado en el conocimiento analítico de la cosa por cosa, y no por su predicado, porque al adquirir este último se convierte en conocimiento sintético. De forma que se intuye lo que se conoce por información indirecta aun cuando no haya habido contacto directo con la cosa y lo que esta puede ser en potencia. De esto se desprende el ingenio, el genio creador.

    Os ama

    Joise Kao_joi_lin

  3. EVANGELINA LUNA REVOREDO LUNA REVOREDO dice:

    Querida Mora tu siempre tan especial en tus ponencias.
    El lado oscuro del mundo siempre exquistió,muchos científicos han querido profundizar sus estudios,pero en este devenir se han encontrado con algo maravilloso ¡que siempre existirá el lado de Luz,esa fuerza wue nos impulsa constantementea ser algo mas creativos y llegar al mundo con hombres sabios como Shakespeaare ,que de su dramaturgia siempre sale una lección de amor,que Sócrates,Platón y Aristóletes buscando el lado oscuro filosóicamente se ncuentran con muchas sorpresas como son los estudios de la vida,la sabiduría ,el pensamiento humano y así inclusive en el cuento “El Principito” el mismo autor deja el ladoscuro de lo no entendible para darnosdeliciosa sabiduria por medio de sus enseñanzas al principito,que lo acompaña en su avión a otra galaxia,aunquesiempre existe el lado oscuro,existe la verdad para enseñarlo a generaciones futuras.
    cariños estimada colega
    Evangelina Luna Revoredo
    Jornalist Intrnational
    Lima-Perú

  4. Jose Itriago dice:

    Sentí que una fina película de distancias ajenas se interponía entre tu pensamiento, por lo general cristalino a esta hora tan especial, y los insectos nocturnos que nos acompañan, algunos notables por su curiosidad, otros por su rareza y todos por su voluntad de acompañarnos. No sé si buscan la lámpara de tus ojos, o que al descubrirla inaccesible, realizan su ritual de muerte en esa lámpara común y corriente, una muerte a 70 wats. Buen tema para un concierto para dos. Quizás sólo buscan algo de tu compasión, que nunca sabrán si obtuvieron.

    Pero hoy siento un barniz de distancia y te veo en el lienzo de tu bello cuerpo con el ancestral dorado de los grandes maestros. Las manos extendidas sobre tus piernas desnudas, doradas también, resaltando el brillo de las uñas con un rojo demasiado oscuro, que bien sabes cuánto me desagrada y que precisamente por eso lo escoges, para reafirmar tu rebeldía, pero me compensas con la blusa entreabierta que me transporta y sofoca cualquier intención de polemizar sobre nada.

    Estamos oyendo el Preludio de la Muerte por Amor, de Tristán e Isolda, cuyas notas de himno duele interrumpir y aun así te digo o más bien te recuerdo el argumento wagneriano, asumiendo el papel de Tristán:

    -Desprecio la realidad del día, ya que es falsa, irreal y nos mantiene separados. Es únicamente durante la noche cuando podemos estar verdaderamente juntos, y sólo durante la larga noche de la muerte podremos estar eternamente unidos.

    Pero los dos sabemos que esa noche de la muerte, la única que podría mantenernos eternamente unidos, la venimos difiriendo porque aun el roce de una mano enciende nuestros cuerpos y cada uno de esos segundos es eterno.

    Ella, a la que hoy debo hacer mi Isolda, con deliberada lentitud me mira, mientras una mariposa termina sus mortales cabriolas, y sobre las notas ascendentes de la melodía -siempre como inconclusa en cada trecho, intencionalmente así en toda la extensión de la obra, para dejar una insatisfacción permanente de las cosas que podían haber sido- ella, repito, transmuta con sus dorados ojos mis deseos, mis ansias, hasta convertirlas en adoración, no sólo hacia ella, ya adorada mil veces mil, sino también al momento que se hace con cada subir y bajar de sus pechos deseados en esta noche que apenas empieza a nacer en alguna vida paralela nuestra.

    Por fin, con voz muy baja, para no dañar los silencios del suspenso musical, me dice o quizás piensa y yo la oigo:

    -No hay noches para nosotros: habrá la espera de los amaneceres. Hace un rato, cuando estabas abstraído viendo el movimiento de mis pechos, seguí en las vibraciones de tu piel una melodía complementaria a ésta de Tristán e Isolda con el canto nítido de tu Feng Xuang, con sus cinco trinos. Tendremos nuestro momento de felicidad, tan largo como podamos soportarlo.

    Y después de una breve reflexión añadió:

    -Sabes, el éxtasis debe ser breve. De prolongarse más de lo debido, se corre el riesgo de que pierda sus escamas de ángel marino y su lugar lo ocupe ese temido color acerado que hiere, que mata, que acaba todo. Debe ser fugaz, para aferrarnos a su estela. En el corazón, el éxtasis se mide con las más bellas clepsidras fabricadas con cristales multicolores y aguas perfumadas que transcurren en apenas unos diez minutos de humanos. Ese éxtasis es la santidad, que también es breve. No la mística que trata de hacer puentes de virtud con eternidades ignotas, sustentadas por el poderoso cemento de la fe, sino la santidad de los hombres, la santidad de la vida, breve, medida por una clepsidra de cristales multicolores y aguas perfumadas. Todos, hasta los peores, tenemos el don de alcanzar un ventana, un relámpago de santidad. Pero a veces la torpeza se impone y establece plazos insoportables y las escamas de ángel marino desaparecen mientras nuestros océanos lo cruzan tiburones de acero, con colmillos mortales de acero también. Los ángeles se escapan a las profundidades más oscuras, para de vez en cuando, con un reflejo remanente, como luciérnagas marinas, darle vida a un espíritu desolado.

    Le insistí en que había sentido una fina película de distancia-tristeza entre nosotros, como si nos estuviéramos obstinando en vivir el momento finito desde su inicio, en lugar de mantener la continuidad de los finales, de los hoy, de este cualquier hoy que nos correspondía seguir y que me parecía que el pensamiento cristalino estaba opacado por presentimientos que no eran nuestros, que ya habíamos desterrados para las horas de los otros. Aquéllas que compartíamos con el mundo de afuera; que tenía la certeza que tarde o temprano a ese finísimo barniz a lo Leonardo, le pasaría cual a sus obras, que se opacaría hasta negarnos la visión diáfana que nos permite aun contar cada poro, cada arruga, cada perfección y cada imperfección que son nuestras.

    Entonces pensamos a dúo que el barniz inocultable surgía de mis temores y de los de tuyos, que al unirse, formulado por la alquimia de lo más recóndito de cada uno de nosotros, conformaba una nueva y diferente categoría de temor que no sabíamos definir y menos anticipar y que por ser extraño enturbiaba nuestro momento.

    -Cuando se logra un tesoro se adquiere también el temor a perderlo, temor que antes no existía y por eso sorprende al afortunado poseedor del tesoro. Desde el mismo instante en que nos encontramos debemos aprender a vivir con el desencuentro. Mientras estábamos cada uno en la vidriera del otro sólo existía el deseo de poseernos, puro anhelo, ningún temor. Pero cuando nos adquirimos, empezó a formarse esa pátina de tristeza anticipada de saber que tarde o temprano nos perderemos.

    -A la larga, ese barniz opacará el brillo de los colores, hará amarillos a los blancos, verde a los amarillos y así sucesivamente, pero siempre los nuevos y cambiados colores serán desvaídos. El brillo que encandila nuestros sentidos se convertirá en una lechada de disimulo. Y ya no será tanto el temor de perdernos uno al otro, sino el de perder cada uno su capacidad de ternura, la sensibilidad del tacto que explota las entrañas y ese nuevo temor, más difícil de soportar, nos llevará, quizás, al tema de la noche eterna como única realidad, desdeñando los días llenos de hipocresías y distanciamientos.

    Y mientras así hablaba terminé de desabrochar el último botón de tu blusa, absorbí el aroma que le habías impregnado y la dejé a un lado, para empezar a cubrirte con velos multicolores: primero uno blanco que apenas podía matizar tus sombras, formas y colores y me regocijé de verte espléndida como emergiendo de la espuma de una catarata; después un verde pálido y ya algunos de los cambios de colores tan deseados empezaron a dificultarse a mi vista, la nitidez de tus sombras desaparecieron pero aun se insinuaban, aguijoneando mi imaginación; seguí con uno violeta, que uniformó tus colores y hube de abandonar la búsqueda de tus sombras para concentrarme más bien en los vértices de tus formas, una sugerencia excitante porque sólo revelaba tu espléndido cuerpo a quien lo conociera tan bien como yo, y por último, cubriéndote también la cabeza, un velo rojo que para verte cambiada y cambiante a cada movimiento y los altos y los bajos de tu cuerpo que oscilaban frente a mi te alejaban estando tan cerca.

    Recordé que mi amiga hacía mención a unos versos de Olga Orozco que terminaban, en su recuerdo, con esta estrofa:

    “…creí verte surgir como una isla
    quizás como una barca entre las nubes o un castillo en el que alguien canta
    o una gruta que avanza tormentosa con todos los sobrenaturales fuegos encendidos…”

    Así te veía surgir, cubierta de velos, con pasos indecisos, como una isla, quizás mi isla, pero siendo yo quien avanzaba me hacía mar, mientras tú, desorientada, trastabillabas isla sujeta a mi inclemencia de mar, al menos hoy; o ahora si eras tú, velada, como una barca entre las nubes de mis dudas y las tuyas avanzando hacia mi, que te observo y espero, sin siquiera respirar, deseoso como estoy que baste nuestro pensamiento para hacer camino, mientras caminas desorientada alejándote a veces, rectificando ante el frío de alguna pared y una y otra vez perdiéndote en nuestro desencuentro. Quizás al final resulte que después de tanto, sea yo tu gruta donde puedas secar al sol tantos delirios atormentantes.

    Había escanciado el vino de Tristán e Isolda en una espléndida jarra de cristal de Bohemia que combinaba los brillos de las velas con el color de los velos y el rubí sagrado y decidí, por fin, que era hora de beberlo.

  5. Lord de Oz Lord de Oz dice:

    Por mas que trate de alcanzar la orilla de un alma no lo logras puesta es tan grande que el infinito y aun mas.

    Hace unos siglos se tenia la idea de la orilla del mundo mas bien miedo por surcar lo desconocido. Hoy ya ese limite esta superado que realmente el limite estaba en nosotros por nuestra ingorancia a al mundo en que vivimos; hoy nuestro sueño es traspasar la linea del universo conocido al espacio vacio que hay mas haya de ese borde que como antes siempre sea podido revazar pero no llegar.

    La teoria de cuerdas es revolucionario y vieja ala para todos estamos locos esa ya siempre a sido una gran verdad.

  6. Ruth Mariel Vigil Navarro dice:

    Querida Mora: Cada vez que llegan a mi correo personal sus escritos siento trasladarme a los lugares señalados en cada uno de ellos. La exhorto a que siga cautivando de esa forma a muchas más personas alrededor del mundo.

    Saludos y bendiciones desde Panamá.

  7. Alexis Massieu dice:

    Materia oscura, energia oscura, la oscuridad por su color, por intensidad de luz, ¿oscuridad total?, ni un invidente supongo, quizas metaforicamente, con la muerte.

    La oscuridad total existe solamente como una barrera en nuestra mente, un error, una fantasía, como lo son la nada o el silencio.

  8. Joise Morillo dice:

    ¡No profanaré!

    Mientras más escudriño en mi propia masa gris
    Más me pierdo en la oscuridad de otra masa negra
    Perversa y nefasta
    Pupila de Mefistófeles, coetánea de Fausto
    No iré al sepulcro, por no pasar por el templo
    Por La iglesia que no he construido
    Por cuanto quise haceros a la imagen y semejanza del creador
    ¡Qué va! Seria profanar la divinidad
    La vocación y el misticismo
    De quienes aman lo eterno y lo imposible de ver
    Acabo exhausto con este otro libro, que no comprenden los más
    Que no acaba en la constancia del espacio y el movimiento
    Involucrado en el universo, vuestro, mío, y de todos
    Que aun no se acaba de comprender
    En amor, empero si, en odio y desprecio
    Por los que ungidos en fraterna comunión
    Desean lo bello y sublime
    Con todo y espíritu, antes que la ambigua felicidad
    Que otorga lo infame contra la bondad
    De quien ama, sobre todo, la paz.

    Os ama
    joise

  9. Blanca Estela Saavedra Donoso dice:

    Un cariñoso saludo a todos mis amigos y a los nuevos bienvenida.
    Mory, buenísimo el tema, hay mucho de que hablar, te mando un beso.
    José I. me encantas, y Joise eres un erudito.
    Osvaldo: querido amigo, qué bueno es volver a verte, tu corazón siempre rebosa de romanticismo. Oh¡ cuánto hace falta en la tierra.
    La nubes navegan hacia un mundo desconocido
    adornadas de belleza innumerable.
    Un rostro sonriente las acompaña
    Las nubes navegan hacia una región desconocida.
    Oh cielo, dime hacia dónde navegan las nubes.
    Te lo pregunto con mis ojos en lágrimas.
    Oh cielo, ¿harás mi vida tan brillante
    y hermosa como las nubes?
    Oh cielo, dime hacia dónde navegan las nubes

    Vamos a filosofar un poco, me encanta¡
    La vida cotidiana de los egipcios, no se redujo sólo al trabajo de la cosecha y el arrastrar piedras para construir pirámides, pienso y sondeo en la imaginación, veo como la amante esposa responde con un beso en la frente y alguna frase neutra al ver regresar al hogar a su espléndido marido de pantaloncitos cortos, y le dice algo así como: ¡ te bronceaste demasiado al sol hoy querido! Te preparo enseguida tus tamales de maíz al horno.
    Jack el destripador: pobre hombre enfermo, su desquicio mental se oía como una vergüenza nacional, sobre todo por las noches en balcones de hierro forjado en la antigua Inglaterra, quizás qué oscuro huracán hacía batir su amor a la inversa, dicen que su fantasía sexual predilecta era ver desangrarse a la víctima, ¡QUË HORROR.!

    Es obvio que una personalidad tan vanidosa como la de los alquimistas quienes nacieron en una época en que el mundo estaba ansioso de misticismo y ocultismos, quizás siempre buscando más allá de sus narices, es que el autor quiso demostrar finalmente que Fulcanelli era alguien inmortal?…Un día su discípulo dijo en una taberna: “ Nunca se habló de que Fulcanelli fuese una persona real de este nombre o un misterios personaje oculto detrás de este nombre. Nadie habló de ello, y era siempre Champagne quien juzgaba, elegía y decidía. Por esta razón estoy convencido de que Champagne y Fulcanelli eran la misma persona”. Concluyo que la imaginación del hombre llega a veces muy lejos y sirve de diversión.

    El comienzo del lenguaje del hombre, es como recordar mis propias palabras inventadas, lo vengo haciendo desde que nací. Mi madre dice que hablé a los seis meses. Un caso para el record guinnes. Es divertido porque ir por la vida y bautizar en tu propio estilo a gente, situaciones, lugares, momentos, no sé, pero es algo que ocurre en forma instantánea y especial. Así tiene que haber sido en sus inicios el lenguaje, la música, las matemáticas, algo muy divertido.

    Faltan muchos más, arrímense al fogón que el afecto aquí es muy cálido, la naturaleza sobreabunda y el torrente de amor es grande .

  10. karen cañete dice:

    Es increible que todavia existan personas con tan bonitos pensamientos…yo y mi familia amamos todo lo q tiene q ver con el arte,en especial la musica,mi papa siempre me dice que la musica y su poesia es una medicina para el alma,siempre hay una cancion que te acompaña en cada sentimiento…los felicito,todo lo que escriben es muy cierto y me llegaron..hay algunas palabritas q no entiendo ,porque soy muy chica tengo mucho que aprender,pero logre entender.Seria genial que todos pensaran lo mismo…

  11. Christel Genuit dice:

    Estimada Mora el articulo es bueno, pero no es bueno copiar sin citar… la frase que pones al comienzo “Hay otros mundos pero estan en este” es de un poeta frances llamado Elouard, no te pongo el nombre completo porque seria correcto que rectifiques haciendo la cita,….

  12. Mora Torres dice:

    Estimado Christel Genuit: jamás aparezco dentro de los comentarios del blog, ya que lo dejo íntegro para ustedes, mis amigos. Pero… ¡te pesqué, no leíste todo el artículo!!!! Digo, más adelante, como suelo hacerlo casi siempre, de quién es, y además en este caso me atrevo a señarle a Don Paul, que esté en los cielos junto a Gala, que por influencias de sus contemporáneos dejó caer esa frase, magnífica pero a mi entender algo limitada… Un abrazo

  13. Jose Itriago dice:

    Sorprende la facilidad del insulto, la prepotencia de decir que el artículo es bueno pero que plagiar es malo.

    La repuesta de Mora debía ser suficiente y la infeliz entrada no merece más comentarios. Pero para todos los que compartimos este espacio, siempre amable, donde se evita a como de lugar juzgar las ideas de quienes participan y donde Mora ejerce la iniciativa de inspirarnos, guiarnos y hasta enseñarnos, seguramente la entrada del señor censor molestó.

    Creo que debo copiar la oración completa del final de su artículo, para que quede muy claro que no sólo no es plagio, sino que está ubicada en un contexto superior, que incita a explorar la amplitud de su significado. Dice Mora:

    “Respecto de la magnífica oración de Eluard que abre mi entrega de hoy, “Hay otros mundos pero están en éste”, debo decir que intuyo fue engendrada en medio de gente incrédula y quería decir mucho más de lo que dice. Me pareció un subtítulo espectacular para el tema de la materia oscura, pero hay otros mundos que no están en éste, poeta Paul Eluard.”

  14. Blanca Estela Saavedra Donoso dice:

    Hay otros mundos que nos están en este.
    …Y es muy cierto, hay otros y muchos mundos, los de cada ser en su interior, los mundos que crean las mentes paralelas a la personalidad y que sólo la conoce Dios, su creador, porque el ser mismo duda hasta de su propio corazón, no sabe muchas veces cómo actuará frente a una situación límite, o si llegará a sucumbir en el tiempo en alguna baja o sublime pasión..
    Mientra estemos en este mundo, es mejor que aprendamos a vivir, mejor dicho a amar incondicionalmente, para que vivamos en los otros mundos que no están en este.
    Los quiero mucho. ( enséñenme a amar , que me falta mucho ).-

  15. Joise Morillo dice:

    Estimados todos, Mora,Estela, Jose, al ver la heroica y elocuente actuación vuestra, me reafirmo como integrante del areópago intelectual bloging que yo concibo solidario y abierto. Si señor Genuit (debe ser seudónimo “Cristal genuino, Ej.) Bueno, también me recuerda que la tolerancia y la comprensión son dignas de mentes brillantes. Pero no os preocupéis, en los desaciertos de quienes somos los comunes, recordad a Voltaire, de mecenazgo de imperios por sus cualidades intelectuales también critico a Leibniz como: Candido e ingenuo, al decir que la Tierra era el mejor de los mundos, perdone señor Genuit si estoy plagiando, bueno Leibniz si intuía otros mundos pero, él, solamente, podía criticar al que conocía, no asi respecto a las ideas. Quienes al escudriñar en la lectura, pueden especular peculiarmente, dar su opinión.

    Empero San Mateo, dando uso al proverbio y la metáfora, en forma de parábola, exhorta a los profetas a no enseñar a quienes se les intuya (considere, sospeche) perversos porque mucho conocimiento en esas manos pueden ser cuchillo para vuestro cogote –el efecto boomerang- y no feed back.

    De todas formas lo que hizo Mora no es un plagio, eso lo sabe hasta el más neófito de la literatura en cambio fue una muy convincente cita.

    Os ama

    Joise Kao_joi_lin

  16. Osvaldo Bonini dice:

    Allá lejos, ¿para qué?

    La chair est triste, hélas! et j’ai lu tous les livres
    Fuir! là-bas fuir!
    (Stéphane Mallarmé)

    Ni mi carne fue triste ni tampoco leí todos los libros.
    Sé que es triste la carne que interroga tan sólo por ausencia,
    porque toda respuesta de otro cuerpo la sume en el error y el desencuentro
    y la devuelve oscura, vacía, desolada, a su playa desierta.
    Pero cuando dos cuerpos elegidos para el amor se buscan y se encuentran,
    cada cuerpo es entonces una respuesta exacta para cada pregunta del deseo
    y la carne vertiginosa asciende por el revés de la caída
    y es delirio de fuego y alabanza, un aluvión de soles,
    hasta precipitarse en el suspenso donde se vuelan juntas las dos almas
    y hay un solo aleteo enamorado contra las puertas de la eternidad.
    No, ninguna tristeza, sino la bendición de un prodigioso encuentro
    que nos lleva más lejos que todas las victorias sobre los límites del mundo.
    Y tampoco leí todos los libros,
    pero abrí muchos libros como puertas que daban a circulares laberintos de puertas.
    ¿No cambia cada página el eco de otras páginas y lo envía más lejos
    y es el mismo y es otro cuando vuelve?
    Eso es lo que hace el mar con cada ola, el viento con el olvido y los recuerdos.
    ¡Asombrosa tarea la de este desmesurado, ilegible universo!
    Nunca sentí el hastío del jardín atrapado en su estación sombría,
    ni el del ciego papel que me interroga en vano.
    No pasó por mi casa la costumbre con su alevosa ráfaga congelando los años
    ni me arrojó a la cara su enrarecido aliento de animal enjaulado.
    Solamente el milagro, amargo, deslumbrante o tormentoso
    -no la hierba oxidada- creció bajo mis pies.
    ¿De quién huir? ¿y a dónde? ¿y para qué?
    Donde quiera que vaya soy yo misma pegada a mi aventura,
    a mi ansioso destino tan ajeno a quedarme o partir con mi bolsa de fábulas
    y el impreciso mapa de lo desconocido.
    Allá lejos estoy tan cerca de las revelaciones y las dichas
    como aquí, como ahora,
    donde no logro descifrar jamás el confuso alfabeto de este mundo.

    Olga Orozco
    (Para CRITERIO, 1997)

  17. Osvaldo Bonini dice:

    Se suele confundir la materia oscura con los agujeros negros pero son dos cosas diferentes.
    Los agujeros negros son materia normal a nivel subatómico, poseen masa formada por protones y neutrones y son muy difíciles de ver por no emitir radiaciones y ser muy compactos.
    “La materia oscura es todo lo que no vemos ni sabemos lo que es, pero pensamos que está ahí” (Definición de Pedro Gómez-Esteban en “El Tamiz”). Es la terra incógnita de la cosmología moderna, constituida por partículas elementales hipotéticas, que no existen pero se supone que si a causa de sus efectos. Sería muy extenso –además de no desear ocuparme de ello- explicarlo, por lo que sugiero a quienes se interesen, visiten el siguiente vínculo: (también en el sitio pueden encontrar alguna explicación muy intuitiva a la Teoría de las cuerdas)
    http://eltamiz.com/2008/04/23/esas-maravillosas-particulas-la-materia-oscura/

    Coincido con que el poema de Olga es perfecto para la definición poética de lo que sería materia oscura. La elección es asombrosa, maravillosa, hasta sobrenatural.

    Mis cálidos saludos a todos, en especial a quienes se mantienen junto a Morita en este sitio tan especial. Los quiero siempre.
    (…) ¡Un puñado de polvo, mis vocablos!

  18. Joise Morillo dice:

    Aquí esta esa Materia oscuras, se siente pero no se ven, además son permeables. Espresada en mi opinión.

    “Los cuales dejaran entre colar esas fuerzas de una menos densa a una mas densa, como un tipo de osmosis, que al final del movimiento terminaran trasladándose una brana dentro de otra. Esa densidad, se siente, pero es permeable y todos los cuerpos, dependiendo de sus impulsos prístinos, seguirán en movimiento”

    F= M*Av
    A= aceleración, (relativo al movimiento).
    M=masa, materia, (volumen solido, gaseoso o liquido).
    densidad =masa o materia acumulada en determinado espacio con u grado de cohesión elevado
    ej: gr/cm3

    La materia solida, se forma de partículas con una movilidad altamente baja, de eso deriva su característica cohesiva, lo cual, mediante, ondas de materias, es mucho mayor que su energía cinética, al contrario de los gases (que son también materia) con una muy baja energía cinética y un alta velocidad de las partículas que lo constituyen, estos, pues, pueden componer una densidad muy alta y permeable pero que no se ve.

  19. Joise Morillo dice:

    Expresada por espresada

  20. Osvaldo Bonini dice:

    Hablando de lo que no se ve pero está aquí junto a nosotros, que nos atraviesa sin respiros en todo momento, que vive y es en sí, nuestro. Viendo que Vancho no se muestra a pesar de los tirones de orejas y sabiendo que él lo consentirá, les copio un poema que le pertenece.

    BUSCANDO LA PALABRA

    Como lo dije ayer
    ¿Hoy?
    Bueno,
    No recuerdo.

    Quedé
    Colgado de la lámpara.

    Esa palabra
    Que conozco y no sé
    Dónde está
    Perdida
    ¿Habrá salido a jugar
    Quizás?

    Ladrón oculto,
    Parece te pillé
    ¿O no?

    Las cosas siendo
    Y yo buscando
    Cómo
    La belleza
    Del
    Concepto
    Tras la montaña
    Un eco
    De
    Las galaxias
    Guturales
    Murmura
    Reverbera
    De ola en ola
    Desde lo antiguo de los tiempos
    Desde las arenas y las rocas casi dormidas
    Hasta los impulsos del ciber espacio
    Todo oídos
    Toda hondura
    Vacía el alma
    De aquella
    Única
    Palabra
    Que no existe todavía.

    Yo nací en el torbellino
    De las palabras.

    En cuatro años
    Las palabras
    Acunaron
    Con melodías
    Los sueños
    Casi limpios
    De mi infancia.

    Entonces yo pensé
    Que las palabras eran
    Como réplica
    De las cosas.
    Cada una con su dibujo
    En desfile
    Saludando desde fuera
    Quedándose
    Como dueñas de casa
    En la memoria.

    Entonces fue que los poemas
    Que dormían
    En los textos
    Salieron una noche
    De luces misteriosas
    Entre nidos ocultos de lagartijas
    En los jardines
    Y en las casas de los pobres.

    Salieron y saludaron
    Como si nos conociéramos
    Como amigas,
    Como novias
    Salieron las palabras
    Y danzaron un primer vals
    Y rozaron mi pupila
    Y cantaron en mi oído
    Y yo dancé
    Yo miré
    Yo canté
    Y fui feliz.

    El amor fue para mí
    En las palabras.

    La esperanza me acompañó
    De palabra
    En cada paso, en cada abrazo.

    La misma bóveda del cielo
    Con estrellas o nubes
    De día u obscura noche
    Fue en mí con las palabras
    Que lamían sus abismos.

    Y esa terrible hambre de mis amigas
    Vecinas de mi tristeza en el barrio
    Fue no más una terrible patada
    Sobre el vientre de sus nacimientos.

    Y yo dormí con palabras
    Se hicieron en mí
    Como colores,
    En mí, en la mirada,
    Como agua, como sal,
    Las palabras fueron,
    Perfilaron,
    Traspasaron,
    Viraron,
    Diseñaron,
    Sonaron la flauta
    De viejos huesos
    Con dolor
    Empolvados
    De olvido.
    Y como tambor
    Marcharon
    En la huelga del hambre
    En la ebanista fuga
    De lo hecho
    Y perdido
    Como fatal
    Balazo
    Asesino.

    Yo me hice en palabras
    Y ellas fueron en mí
    Amigas, gatas de otro tejado,
    Luna nunca azulada,
    Cangrejo reflejo retrocediendo.

    Os amo, os necesito; te digo,
    No irán al féretro de yo,
    Ni cantaré su melodía de futuro.
    Morirán, amadas, cuando ya no más.
    Y otros hombres
    Nacerán para ustedes
    Y otras playas
    Azules
    Dibujarán
    De arena
    Pequeñas
    Letras
    Antes
    De las eternas
    Mareas
    De la historia.

    Tal vez
    El hombre fuego
    Junto al primer
    Mandil
    Recoja
    Ese dibujo
    De
    La palabra
    Que me nombra
    En los límites
    Siderales.

    Tal vez
    De nuevo
    Otra vez
    Todo
    Empiece
    De nuevo
    Tal vez
    Otra vez.

  21. Iván Salazar Urrutia dice:

    Osvaldo ¡mi Hermano!

  22. Joise Morillo dice:

    No os quiero oscura, ni santa, solo mujer

    Permitidme que sienta vuestra sombra
    No veros, oler vuestro perfume
    Tocar vuestro aliento con mis ganas de besar
    Seguidme oscura y, presente
    Dejad mi neurosis castigar vuestra ausencia
    Con mi dolor, con vuestro llanto que no puedo oír
    Nos os amare así, mientras desee, esa, vuestra faz
    Ante mi, antes que esa, vuestra piedad, bondad
    Que sienten los demás y, yo no, pues no os amo lo suficiente
    Con ese deseo de tocaos y teneos, para mí, solo, egoísta
    Y vos cándida, oculta y abierta a la vez, al dolor de otros
    Menos afortunados que yo
    Dando consuelos, esperanzas ¡odio vuestra filantropía!
    ¡Detesto vuestra ternura! No, no me améis así
    Quiero la carne, quiero dolerte dentro de vos
    Que sintáis mis oscuros y perversos deseos
    Que avivan y minan mis prístinos sentimientos
    De amor.

    os ama

    Joise Kao_joi_lin

  23. Blanca Estela Saavedra Donoso dice:

    Tengo los mejores amigos del mundo
    Que en pequeños detalles perfilan mi vivir.
    Que hacen que un día de mañana
    Nunca, nunca llegue a su fin

    Aquellos que no permiten que mis lágrimas caigan
    Y que están dispuestos a escuchar y percibir.
    Grandes moldeadores de mi alma
    Personas que no engañan,
    Gente que nació no solo por existir

    Guardianes que Dios puso en el mundo para vigilar.
    Aquella mano amiga que siempre esta dispuesta a ayudar.
    Que pasaron de dar palabras a una vida entregar
    Que pasaron de escucharnos, a en nuestros problemas trabajar

    Fuente de consuelo en donde mis alas puedo descansar
    En donde mis ilusiones, anhelos y esperanzas
    Siempre estarán dispuestos a apoyar

    Son aquel abrazo despierto a abrigar
    Son aquella caricia o aquella mano dispuesta a levantar.
    Estoy de acuerdo en pensar
    Que los mejores del mundo existen ya
    Están trazados para cada uno,
    Están designados para nuestras vidas delinear.

  24. Júdith Mora V dice:

    Nok nok… güeeenasssss!!!!

    Jajajajajajajaja perdonen mi carcajada, la explicaré jajajajaja lo prometo.

    Resulta que mi conexión –como todo y más en este mi, mmm no sé ni cómo llamarle ya, país- ha estado de TERROR. He tratado de entrar no sé cuántas veces, por momentos lo lograba y entonces me disponía a escribir, y saz, se iba de nuevo. Cuando lo lograba, ya había nuevos comentarios que de automático, cambiaban lo que iba a decir, pues o resultaba repetitiva o ya no tenía sentido.

    Finalmente y luego de casi reventar por la furia los vidrios de Intercable jajaja (compañía que me suministra la conexión) ya estoy al giorno, o sea, mi conex es decente de nuevo… y cuando entro, plop, se fue la luz jajajaja mjm, ¿mundo Ripley? cualquier parecido con la ficción, no es mera coincidencia… Finalmente, LOGRO entrar y me encuentro con el desafortunado comentario de Cristel Genuit, explicación de mi carcajada –aún me río entre dientes- que no es de burla ojo, es risa pura, y es que est@ pobre cristian@ no supo dónde, pero sobre todo, con quién se metía jojojo, si hasta provocó saliera la “amonestada” de la cueva… y bueno, tal vez si la observación hubiese sido expuesta de otra forma, por ejemplo, tipo pregunta, para dejar entre tejido “el beneficio de la duda”, más de uno, luego de la explicación de Mora –estupendamente asertiva, valga comentarlo- hubiera arrugado la nariz y seguido de largo… en fin, de las lecciones hay siempre qué aprender… y se adentró en la materia obscura al estilo de Fulcanelli jajajaja.

    Me gustó la tarea de las frases, porque soy adicta a estas -y nada buena filosofando jejeje- ¿y dónde encontrar más materia obscura que en la locura? en el pensamiento del pobre desequilibrado que sólo hila para sí. Poe tiene una frase que me pareció estupenda: “La ciencia no nos ha enseñado aún si la locura es o no, lo más sublime de la inteligencia”… ¿dudas igual a obscuridad? creo que si.

    Y hablando de mundos obscuros y de gentes, apareció Osvalditoooo YEIIIII!!!!…

    Y bueno, nada mejor para terminar mis comentarios –justo antes que aparezca el nuevo editorial- que una frase me gustó mucho y, que por esas cosas de la vida, acabo de escuchar en un programa de TV que justamente trata de mundos obscuros, “Criminal Minds” –Jung siempre haciendo de las suyas jaja- :

    “Por más obscuridad que haya, siempre estará la luz de la esperanza” Mark Garvin…
    algo así como esa que trae de nuevo el ver los nombres de Celeste, Osvaldo y Vanchito… falta mi Soco…

    Blanquita, a mi juicio, no necesitas que te enseñen linda, tú lo llevas contigo y además lo ofreces.

    Besos, muchos, gordos y espesos… a tod@s… con olor a madera –estoy tallando jeje- Los QUIEROOOO

    Jud.- ♥

    Pdta:
    Morita, para que puedas ver en la obscuridad jajaja, puedes usar lentes de topo, de los que tienen lamparita arriba, y además. con un impermeable amarillo y lupa en mano, eh? allí tienes otro personaje interesante, te quedaría genial jajajaja… tus escritos, tan reales, que me hacen creer en tus personajes, eso es trampa jejeje… Besote de tu tocaya presbiciosa jajaja.

  25. Iván Salazar Urrutia dice:

    Pudiera ser que la materia oscura no sea sino aquella materia blanca que nos rodea y que a veces por blanca no vemos. ¿Será que tenemos más disposición para lo negro? Siempre me gusta la noche; pero, claro, la noche no es negra –de otro modo no la veríamos-. También me gusta mi negra y ella es siempre la más visible de las mujeres.
    Cuando hablamos de negro, hablamos de la negación de la luz. Los hoyos negros tienen tanta fuerza gravitacional que impiden que salga luz, o rebote –como en nuestra Luna-.
    ¿Por qué llamarle materia oscura o negra a aquella magia espacial que no sirve de caldo para la existencia de los astros, estrellas, galaxias…?
    ¿Y si podemos preguntar si en Tierra podemos tener un microscópico hoyo negro que pudiera explicar lo de las Bermudas, no podríamos pensar en nuestro propio caldo que nos une en el más resistente hilo y que nosotros llamamos miradas? Esa también mágica materia que transmite el malestar de un bebé en la pieza del lado.
    ¿Y qué me dicen amigos de esa materia desconocida que nos hace vibrar la piel cuando la excitación frente al ser amado?
    ¡Ah ese verso! ¿Recuerdan? Ese gran enorme verso que tintinea luego de su lectura o luego de escucharlo. Y más luego, cuando ni siquiera nos proponemos viene y se instala en la memoria presente y luego se despliega en la mirada e inunda los paisajes derramando esa materia misteriosa que nos vive.
    Pero también el rencor, el odio, el malestar; se alimenta de nosotros y se va soltando a navegar por las aguas invisibles de la materia blanca que algunos físicos llaman negra. Tal vez son como espermatozoides que nadan a la desesperada y penetran en las mentes y espíritus de incautos que luego quedan amargados de contagios…
    Esta materia en el espacio es también curvo; no suele llegar a donde apunta. Más bien nos sorprende a cada rato y hace de esta vida una experiencia siempre nueva, nueva y maravillosa.
    VANCHO.

  26. eligio león dice:

    Las complicaciones en la interpretación de los mecanismos del Universo se debe al empeño de creer invariablemente en el origen de todas las cosas, de alli viene la aseveración del bendito Big Bang, ¿Por que ponerle un inicio al Universo? ¿Es que no se puede asumir de que es eterno?, con la única condición de una permanente expansión se le ha querido señalar un principio. Si el Universo es un Ser Vivo, tanto como cada uno de nosotros, muestra una respiración de allí, de allí su expansión, ¿Pero cuando vendrá la contracción? Las religiones hindúes en su intuitiva sabiduría reflejan esa contracción con la denominación de “Pralaya” o noche cósmica, vendría al tapete averiguar los procesos físicos por los cuales se produce la renovación y purificación de la materia contentiva de ese Ser Vivo, ¿De donde se genera o regenera el helio, materia prima de los mundos? Particularmente pienso que los agujeros negros son la puerta al universo paralelo de la antimateria, en donde se producen o generan los procesos de regeneración de la materia puesto que debido a sus condiciones especiales de hipergravedad son los creadores de nuevas galaxias en el espacio infinito, en cuanto a la materia oscura puedo opinar de que es el reflejo de la antimateria en nuestro universo positivo, su esqueleto, como en las fotografías, somos el reflejo del antiuniverso. Eligio León.



Deje su comentario

Debe para dejar un comentario.

chatroulette chatrandom