Después de Auschwitz y otras yerbas

Blog en Monografias.com

 

de William Shakespeare

Es mejor ser rey de tu silencio que esclavo de tus palabras.

William Shakespeare

de William Shakespeare

Hereje no es el que arde en la hoguera. Hereje es el que la enciende.

William Shakespeare

de Emily Dickinson

Una palabra está muerta cuando se dice –afirma alguno–; yo creo que justo empieza a vivir ese día.

Emily Dickinson

de Bertrand Russell

En todas las actividades es saludable, de vez en cuando, poner un signo de interrogación sobre aquellas cosas que por mucho tiempo se han dado como seguras.

Bertrand Russell

de Mario Benedetti

La noche es más corta para los que están juntos. Más dolorosa para los que extrañan, y más larga para los que están solos.

Mario Benedetti

de Rosa Luxemburgo

Por un mundo donde seamos socialmente iguales, humanamente diferentes y totalmente libres.

Rosa Luxemburgo

de Julio Cortázar

Cuantas veces me tocaba andar solo por los pasajes, un poco decepcionado, hasta sentir poco a poco que la noche era también mi amante…

Julio Cortázar

de Pablo Neruda

20

Puedo escribir los versos más tristes esta noche.

Escribir, por ejemplo: “La noche está estrellada,
y tiritan, azules, los astros, a lo lejos”.

El viento de la noche gira en el cielo y canta.

Puedo escribir los versos más tristes esta noche.
Yo la quise, y a veces ella también me quiso.

En las noches como ésta la tuve entre mis brazos.
La besé tantas veces bajo el cielo infinito.

Ella me quiso, a veces yo también la quería.
Cómo no haber amado sus grandes ojos fijos.

Puedo escribir los versos más tristes esta noche.
Pensar que no la tengo. Sentir que la he perdido.

Oir la noche inmensa, más inmensa sin ella.
Y el verso cae al alma como al pasto el rocío.

Qué importa que mi amor no pudiera guardarla.
La noche está estrellada y ella no está conmigo.

Eso es todo. A lo lejos alguien canta. A lo lejos.
Mi alma no se contenta con haberla perdido.

Como para acercarla mi mirada la busca.
Mi corazón la busca, y ella no está conmigo.

La misma noche que hace blanquear los mismos
árboles.
Nosotros, los de entonces, ya no somos los mismos.

Ya no la quiero, es cierto, pero cuánto la quise.
Mi voz buscaba el viento para tocar su oído.

De otro. Será de otro. Como antes de mis besos.
Su voz, su cuerpo claro. Sus ojos infinitos.

Ya no la quiero, es cierto, pero tal vez la quiero.
Es tan corto el amor, y es tan largo el olvido.

Porque en noches como ésta la tuve entre mis
brazos,
mi alma no se contenta con haberla perdido.

Aunque éste sea el último dolor que ella me causa,
y éstos sean los últimos versos que yo le escribo.

Pablo Neruda

de Hannah Arendt

El hombre no puede ser libre si no sabe que está sujeto a la necesidad, porque la libertad que ganó siempre fue un intento de liberarse de la necesidad.

Hannah Arendt

de Albert Camus

El absurdo nace de esa confrontación entre la llamada humana y el silencio sin razones del mundo.

Albert Camus
chatroulette chatrandom

Iniciar sesión

Ingrese el e-mail y contraseña con el que está registrado en Monografias.com

   
 

Regístrese gratis

¿Olvidó su contraseña?

Ayuda