Después de Auschwitz y otras yerbas

Blog en Monografias.com

 

Khalil Gibran

de Khalil Gibran

Huimos de los reproches ajenos, pero los únicos que pueden hacernos daño son los nuestros.

Khalil Gibran

de Khalil Gibran

Un hombre que no puede tolerar los pequeños defectos de una mujer, jamás podrá gozar de sus grandes virtudes.

Khalil Gibran
chatroulette chatrandom