Cultura Cuba

Un Blog para dar a conocer la cultura cubana, su gente y su historia, en pocas palabras.

 

Opinión

VALORAR LO QUE TENEMOS

La tranquilidad social y el devenir cotidiano en medio de un ambiente de paz es una de las fortalezas del sistema socialista cubano, primero por la tradición revolucionaria de solidaridad y apoyo mutuo que permanece entre nosotros, a pesar del asomo del egoismo individualistas en ciertas manifestaciones de grupos minoritarios, por eso son de notar, por excepcionales.

Como ciudadano cubano me doy cuenta que estos pequeños matices de actitudes están dados por la no solución de pequeños-grandes problemas de la cotidianidad ciudadana, dados por las carencias y mucho por la insencibilidad de los que tienen en sus manos resolver determinados asuntos de la vida cotidiana del ciudadano.

Es por eso que llama la atención el artículo aparecido en el periódico Granma (3/6/2014) sobre la desidia como fenómeno de las administraciones estatales al dejar de resolver o responder cuando no se pueda resolver, pero en forma clara y en tiempo a las quejas de la población. Responder a una queja un año después, es una ofensa al pueblo que sufre los problemas e irrespeto al mandato que ese mismo pueblo ha dado a sus funcionarios.

Pequeñas cosas determinan grandes desiciones y los que vivimos en Cuba sabemos que es el “día a día”  el que nos consume por esos  “pequeños problemas” que a la larga convierten la vida en común, en un infierno.

Opinión

CUBA, EL RETO DEL MEDIO AMBIENTE


Mañana es el Día Mundial por el Medio Ambiente, ese querido y deteriorado medio en el que vivimos a veces sin darnos cuentas que lo afectamos con mucho de nuestros actos.

Cuba es una isla larga y estrecha que se entiende de este a oeste, o viceversa, para dar la impresión de un lagarto verde y dormido sobre las aguas del mar Caribe, si se fijan bien más que una isla somos un archipiélago, con cientos de pequeños cayos e islotes y una hermosa perla de encanto que es la isla de Pinos. Somos un país expuesto a los huracanes del Caribe, esos que están en nuestra historia, tanto como los piratas y las ambiciones del norte. Las costas cubanas son en buena parte bajas, llenas de innumerable playas y humerales de mangles que posiblemente desaparezcan con el crecimiento de los mares. Siempre habrá un espacio para el cubano.

La sobreexplotación de los bosques tropicales en Cuba es un fenómeno que comenzó con la colonización a tal punto que en la isla solo hay islas boscosas de poca extensión y muy depauperadas por la presión de las necesidades de la población: leña para cocinar, terrenos para sembrar, uso de maderas y otras muchas malas prácticas de manejo medio ambiental, que poco a poco los cubanos van aprendiendo a superar, si es que queremos tener un país en el futuro.

Las montañas, que no abundan en Cuba y apenas rosan los 2 mil metros, resisten mejor el embate de la acción humana, gracias a su prioridad y el esfuerzo conservacionista del estado en los últimos cincuenta años.

Mucha tierra de cultivo ha sido degrada por las malas prácticas del cultivo intensivo e industrial de determinadas plantas y los sueños de poseer una agricultura industrial, con alto uso de fertilizantes, mecanización y monocultivo, hoy le pasan la cuenta al fondo de tierras para la agricultura.

El marabú ha sido el arbusto nacional en todas esas tierras maltratadas y costará mucho trabajo aún dominarlo y hacer que su presencia sea solo ornamental.

En cuanto a la vida urbana, La Habana es un gran problema sanitario y medio ambiental, con muchos micro vertederos de esquinas, crecidos bajo la indolencia humana y la desidia de las autoridades escudadas ya usted sabe en qué, la falta de recursos, el bloqueo, etc., etc.

En contraposición las ciudades del interior del país poseen una tradición de limpieza encomiable, con poquísimos recursos mantiene limpias sus vías, tanto en los centros urbanos, como en sus barrios y si más no hacen, es por lo que ustedes saben.

Existe una voluntad estatal de mejorar el medio ambiente, pero del dicho al hecho el trecho es mucho y si no tenemos más problemas de salud, es gracias a nuestro sistema de salubridad, vacunaciones y esa preocupación sanitaria de la puerta hacia adentro, que se contrapone a la suciedad, de la puerta hacia afuera.

A alguien le escuché decir, todos podemos hacer por el medio ambiente, mira a tu alrededor y comienza ahora.

Opinión

Cuba, la liberación de las fuerzas productivas


En el socialismo las fuerzas productivas son controladas por el estado quien debe en su reasignación de planificación tener previsto dónde va cada uno de los eslabones de este engranaje de la sociedad que son los trabajadores.

En el caso de Cuba durante muchos años la subutilización de las fuerza productiva, la sujeción a los diabólicos mecanismos burocráticos del estado y el partido comunista, se convirtieron en un freno para el desarrollo de la economía cubana, más allá de factores externos más que conocidos, como son el bloqueo económico a la isla, la persecución del gobierno de los Estados Unidos a cuantas posibilidades tenga la sociedad cubana para negociar con cualquier país capitalista del mundo y el oportunismo de los capitalistas de cualquier nación por el cobro de intereses leoninos por comerciar con la “isla hereje”.

Los cambios que se están produciendo en el país a partir del “nuevo modelo económico” implementados en los “lineamientos económicos” del partido han conllevado a la liberación paulatina pero creciente de estas “fuerzas productivas”, en sectores muy dinámicos y que para el estado siempre han sido un gran dolor de cabeza: los servicios personales, la gastronomía, el comercio minorista, el trasporte público y las pequeñas producciones locales, artesanales, artísticas. Un poco más controlado pero igualmente creciente ha sido la producción agrícola, enormemente deficitaria por muchos años, estatalizada en más del 80 % hasta hace menos de una década, pero que no satisfacía las necesidades de una población de apenas 11 millones de habitantes, teniendo que convertirnos en importadores netos de alimentos.

La distribución de tierras estatales ociosas (miles de caballerías de tierras llenas de marabú en manos del estado) ha significado una nueva reforma agraria, contra un latifundio estatal ineficiente y en banca rota. Es la principal reforma en el campo económico cubano, llamada a lograr la sustentabilidad económica del país, siempre y cuando las trabas burocráticas que aún la ralentizan sean eliminadas y dejen al productor con las manos libres para producir los alimentos que este pueblo necesita.

A mi modo de ver el problema fundamental que seguimos afrontando es la enorme carga que significa para el estado y el pueblo, el ejército de funcionarios que en todos los niveles se empeñas en “hacer cumplir” mecanismos obsoletos o se atrincheran detrás de cualquier resolución o ley anacrónica para frenar esta fuerza productiva que por necesaria y progresista terminará por imponerse y dejar las cosas en su lugar.

Hacer efectivo el gobierno del pueblo, descentralizar la mayor cantidad posible de funciones, hacer posible que los municipios tengan iniciativas, se sustenten y que los “delegados del poder popular” verdaderamente sean los representantes del pueblo son asignaturas pendientes pero necesarias si queremos seguir adelante con un socialismo próspero y sustentable.

Opinión, Política

CUBA, EL PAÍS QUE CAMBIA

Yo se que no sosmos los únicos, en cualquier sociedad el mismo tiempo marca cambios, pero los seres humanos que vivimos en estas sociedades somos la huella más visible de estos cambios, para los cubanos esta es una verdad del diario.

Hace más de cincuenta años hicimos la Revolución más profunda y radical del hemisferio occidental, la herejía nos hizo soñar más allá de nuestras propias posibilidades y fuimos un David enfrentado a un Goliat poderoso, no bastaba la honda, pero al menos aprendimos a soltear sus golpes y sus amanazas.

Tuvismos un líder preclaron, soñador y un poco profeta que nos hizo soñar con un mundo más justo y equitativo, en la medida de lo posible nos convertimos en la isla Utopía, con gente sana,  con educación, aspiraciones amplias e inteligencia abierta; no todo fue color de rosa, los amigos de ayer se cansaron, nos dimos cuenta que no eramos un país muy rico y hasta la capacidad de trabajar por lo que parecía fácil, nos fue durmiendo en unos laureles que cada vez eran menos brillantes.

Ahora estamos abocados a cambiar, tenemos que ser capaces de construir una sociedad con una economía sustentable, con la mira puesta en la necesidad de mantener lo que de maravilloso nos ha legado la Revolución en la que crecimos, salvando un mundo de valores que parece estar alejandose en la medida que un grupo, no despreciable por su número, trata de imponer la Ley del salve el que pueda o el principio de, “en teniendo yo los demás que se jodan”, así de triste y crudo.

Cierto es que muchos marchan al extranjeros, a conseguir sus sueños de proasperidad, porque aquí hay que trabajar duro y la remuneración no es mucha, queda mucho por hacer, por reparar, por hacer posible, pero  en lo que seguimos metiendo el hombro y la mente en hacer mejor lo nuestro, sigo viendo la mano amiga, el pueblo solidario, el vecino escandaloso pero leal, al compañero de trabajo, angustido por el trasporte, pero dispuesto a echar palante, ese es nuestra Cuba de hoy, esa que sigue cambiando, pero que no ha cambiado de rumbo, sigue construyendo una sociedad, CON TODO Y PARA EL BIEN DE TODOS.

Opinión

ROQUE DALTON: “NO PRONUNCIES MI NOMBRE CUANDO SEPAS QUE HE MUERTO”


Los cubanos lo tuvimos como compañero de viaje, aún hoy los que le conocieron hablan “de su aspirina del tamaño del sol”, que es el socialismo, lo recuerdan cubano, latinoamericano, salvadoreño, comprometido hasta el tuétano y poeta desde sus entrañas, ese el hombre que hoy nos sigue haciendo falta.

Este fragmento está tomado de un trabajo aparecido hoy en CUBADEBATE:

“A 39 años de su partida, Roque Dalton García sigue recitando verdades a través de una poesía reivindicadora, letra y voz del pueblo y de la revolución.

“El escritor uruguayo Eduardo Galeano lo recuerda en estas palabras: “Poeta hondo y jodón, Roque prefería tomarse el pelo a tomarse en serio, y así se salvó de la grandilocuencia y de la solemnidad y de otras enfermedades que gravemente aquejan a la poesía política latinoamericana”.

“El 10 de mayo de 1975, sus supuestos compañeros del Ejército Revolucionario del Pueblo (ERP), con quienes había tenido discrepancias, decidieron asesinarlo. Uno de ellos, Joaquín Villalobos, es “hoy oxfordiano asesor bélico de gobiernos neoliberales y represivos”, al decir del diario La Jornada, de México.

““Son sus propios compañeros quienes condenan a Roque por delito de discrepancia. De al lado tenía que venir esta bala, la única capaz de encontrarlo”, lamentó Galeano.

“Dalton, quien burló a la muerte en dos ocasiones en las que fue condenado por dictaduras salvadoreñas, guardó en sus versos una petición para cuando llegara la hora final:

“Cuando sepas que he muerto no pronuncies mi nombre

Porque se detendría la muerte y el reposo

Tu voz que es la campana de los cinco sentidos

Sería el tenue faro buscado por mi niebla.”

Cultura, Opinión, Política

LA GLOBERA CUBANA: YOANI SÁNCHEZ


Esto no lo escribí yo, ni nadie de la esfera oficial del estado cubano, solo corrobora lo que todo sabemos sobre esta embustera y ambiciosa muchacha con cara de ángel, que bien puede ser el lobo disfrazado de cordero:

Traductor oficial de Yoani Sánchez en

italiano: ‘Ella solo piensa en el dinero’

Por Vincenzo Basile

Yoani Sánchez ha rescindido su contrato con La Stampa y me ha convertido en un hombre libre que hasta ayer no podía decir lo que pensaba, ya que la traducía (…) Tengo la culpa de haber creído en la lucha de Yoani Sánchez (…), una lucha que partía de la base para golpear el poder (…). He tenido que enterarme – a golpes de amargas decepciones – que la oposición de Yoani Sánchez era letra muerta (…), me he dado cuenta de que he tratado con una persona que le da la máxima prioridad a intereses para nada idealistas. Una bloguera que vive su vida tranquila, que en Cuba nadie conoce y nadie hostiga, que no es amenazada, encarcelada, silenciada, que no tiene problemas para entrar y salir de su país. Con estas palabras, ayer 9 de mayo, el periodista, escritor y traductor italiano Gordiano Lupi empezaba una carta abierta dirigida a la conocida bloguera cubana Yoani Sánchez. Lupi, quien en los últimos seis años ha estado traduciendo – por el periódico italiano La Stampa - el blog de la mediática contrarrevolucionaria cubana, se lanzaba en un vehemente desahogo contra Yoani Sánchez y enseñaba su frustración y decepción por descubrir el verdadero rostro de una mujer que antaño le había despertado ambiciones ideales y ensueños democráticos, correctos o incorrectos que se consideren. La decepción de Lupi quedaba muy clara en otros fragmentos de su carta abierta que más se parecía a un más o menos velado mea culpa por haber considerado a la bloguera como compañera de una lucha en la que el periodista italiano parecía – y parece – creer auténticamente. Por defender su rostro recibí ofensas y amenazas de castristas y comunistas italianos, por compartir una lucha inexistente, un sueño de libertad deseado por muchos, pero no por ella, que solo pensaba en el dinero proveniente de premios y contratos. (…) He creído en una lucha ideal que no existía. En realidad el objetivo de Yoani Sánchez siempre ha sido el de hacerse rica y famosa. Ahora lo ha conseguido. (…) Ahora Yoani Sánchez lanzará un periódico embustero (…), junto a sus amiguitos, que en Cuba nadie leerá (…). Pero, ¿qué le importa a Yoani? Ella solo necesita que alguien la financie, que se lea en Miami, mucho en España, que la comunidad cubana siga ilusionándose con una paladina inexistente. (…) Hasta el momento hemos viajado juntos, querida Yoani. Pero ya basta. Mi viaje continúa por sí solo, lejos de tus objetivos. (…) Fidel Castro dijo que la historia decidirá. Vamos a ver a quien absolverá. Seguramente hay que considerar laudable un gesto de semejante honestidad intelectual por parte de una persona que verdaderamente demuestra creer en su causa y que también demuestra tener la humildad de reconocer sus errores. Sin embargo, dicha honestidad, para resultar completamente auténtica, requeriría por lo menos ser acompañada por otras dos cartas abiertas; una dirigida a todos los lectores italianos, a todas esas personas cuyas opiniones, durante los últimos seis años, han sido forjadas – y manipuladas – con noticias absolutistas que ahora resultan haber sido el fruto de un error de evaluación del periodista e impuestas por vínculos contractuales y editoriales; y otra dirigida a todos los que en esos años han intentado intercambiar infructuosamente con el señor Gordiano Lupi sobre las contradicciones de la bloguera y que solamente han recibido – y al leer sus palabras siguen recibiendo – la anacrónica y reductiva etiqueta de procastristas.

Tomado del blog Desde mi ínsula

Ver más: Traductor oficial de Yoani Sánchez en italiano: ‘Ella solo piensa en el dinero’ http://www.trabajadores.cu/20140510/traductor-oficial-de-yoani-sanchez-en-italiano-ella-solo-piensa-en-el-dinero/

Opinión, Política

YO TAMBIEN FUI UN PIXEL EN ESTA FOTO


Me uno al sentir de Dúo Buena Fe que en su cuenta en Facebook, colocan esta misma foto y expresan su presencia en la Plaza de la Revolución de La Habana con estas palabras:

“¡Qué manera de arrancar Mayo! Somos un pixel de esta foto. Esta mañana, los locos de PMM en una tarima rodante, iban repartiéndonos música cubana a los que bailábamos, cantábamos, desfilábamos. Esta es nuestra gente. Para ellos cantamos.”

Con mucho orgullo yo repito, “YO TAMBIÉN FUI UN PIXEL EN LA PLAZA”

Seguimos adelante y creativos, aunque los yanquis insistan en ponernos en la lista de los terroristas, terror es el que nos tiene, por el ejemplo.

Opinión, Política

DIA DE LOS TRABAJADORES


He leído de la celebración del Día Internacional de los Trabajadores en otros países del mundo, es un día para reivindicar el derecho al trabajo, de las conquistas ganadas a fuerzas de huelgas y negociaciones con las patronales y en muchos lugares esta celebración combativa de los que “no tienen nada más que perder que sus cadenas” terminan en represiones duras y masivas por parte de ese orden público que en vez de proteger, defiende intereses minoritarios y espurios.

En Cuba desde hace 53 años lo preparamos y vivimos como una Fiesta de los Trabajadores, el día es feriado en todo el archipiélago y la clase obrera, junto con toda la población sale a desfilar a las plazas principales de pueblos y ciudades para celebrar el “poder que tenemos” y la gestión del Estado Cubano, que junto a todo el pueblo confluyen en un país en revolución perenne.

A veces tanta alegría termina en carnaval y yo me pregunto si no habrá peligro en tanto formalismo para un día importante. La gente confía, celebra, canta y vive el momento, disfrutando la paz social que hemos conquistado, conscientes de varias cosas: de que no todo se ha logrado, que falta mucho por alcanzar, pero a sabiendas que todo está en nuestras manos, porque la riquezas (que no es mucha en este país) se distribuyen de modo que el bienestar social, los derechos y esa tranquilidad ciudadana redunden en una prosperidad colectiva e individual, pero tratando de que no tengamos en Cuba ese 1 % espoliador y casi siempre antipatria, cuyos descendientes lloran su derrota y sueñan con la involución desde el país que los incubó y apoya, los Estados Unidos.

Opinión, Política

EL ENEMIGO RUMOR


De un tiempo a esta parte la inocencia de las intenciones yanquis han quedado en entredicho con respecto a Cuba, nada nuevo para los que peinamos canas y crecimos desconfiando de las “ayudas” que llegan del norte y más si viene envuelta en el manto de la “democratización de la información”, descafeinada y suave “made in USA”.

Hace unas décadas el Che nos advertía que en el enemigo no se podía confiar, “ni un tantico así” aunque venga con nuevas tecnologías de una red que usurpa el hermoso nombre del zun-zun una belleza natural ahora aberrado con la complicidad de las USAID yanqui y con los mercenarios de siempre, que aceptan hacer el trabajo sucio, siempre que les paguen.

Si las revelaciones la hubiera hecho el gobierno cubano, se le acusaría de paranoia y de inventar un caso para impedir que los cubanos accedieran a internet, pero la denuncia la hace la prensa de Estados Unidos, con pelos y señales que ha provocado un escándalo mayúsculo en las esferas oficiales.

Zun-Zuneo era un proyecto de red para que los cubanos conociéramos la “verdad sobre Cuba”, tremenda paradoja, como si los millones que vivimos aquí estuviéramos en un limbo informativo y aterrorizado.

Quien tenga ojos y oído, que venga a Cuba, vea y oiga y aprenderá la lección de que al cubano de a pie “no se le va una”, se las sabe toda, crítica, opina, dice lo que tiene que decir, es irreverente, pero en su inmensa mayoría sabe muy bien de sus esencias políticas, ideológicas y culturales, por eso se ríe de sus enemigos y les recuerda que aquí hay una Revolución en evolución, pero dispuesta a impedir una “involución”.

Nota: Imagen tomada del periódico Juventud Rebelde

Cultura, Opinión, Política

UNA OPINIÓN SOBRE EL CONGRESO OBRERO CUBANO


Le pido permiso a mi colega y amigo Ruslán para publicar íntegramente su entrada referida al Congreso de la CTC recién finalizado, solo habría que agregar, que tan interesante como la entrada son los comentarios a esta entrada en un Blog cubano, de cubanos. Pinche usted El Colimador, que es el nombre de este Blog Cubano y de Hoy:

“Uno de los lectores del blog – y no precisamente el que más aprecio – me retaba a que escribiera sobre el recientemente finalizado XX Congreso de la CTC, un tema que tenía en agenda y que, sin embargo, había postergado para poder organizar mejor las ideas y no dejar en mis letras una primera impresión que al final perdiese cualquier segunda oportunidad.

“Para empezar diré que, como trabajador humilde de nuestro país, no estoy satisfecho con el Congreso y sus resultados, pero tampoco esperaba otra cosa.

“Como era lógico las discusiones se centraron en tres problemáticas fundamentales que están íntimamente relacionadas: la cuestión salarial, el funcionamiento de los sindicatos y la pertinencia o no de permitir a los cuentapropistas la posibilidad de agruparse en sindicatos paralelos.

“La discusión en torno al salario terminó previsiblemente con la aceptación de la tesis oficial sobre la imposibilidad de elevar los ingresos de los trabajadores en un futuro próximo – salvo en el sector de la salud – para evitar una casi segura inflación. Es decir, una vez más, la anteposición de los intereses del Estado a los de la masa trabajadora, como si la luna de miel entre la macro y la microeconomía no hubiese terminado en Cuba hace más de veinte años.

“¿Cómo aceptar aquellos que vivimos de un salario que los que supuestamente debían defender nuestros intereses en un marco de oro se hayan limitado como escolares a escuchar y asentir en vez pelear y disentir?

“Que pobreza de delegados los del XX Congreso que ni siquiera pudieron discernir que el problema de Cuba no es el salario nominal que cobramos cada mes, sino la disminución cada vez más brutal del salario real, causada no sólo por la falta de productividad, como se aduce, sino también por la especulación y la mala administración de muchos tecnócratas que no viven del salario precisamente.

“¿Por qué no exigieron nuestros delegados la reducción del margen comercial a los productos de primera necesidad, en especial de los alimentos, en las tiendas recaudadoras de divisas si saben que estos arruinan a los más necesitados y sirven de vergonzoso patrón de medida a los costos en CUP?

“¿Por qué no protestaron contra la eliminación de los subsidios, que no fueron establecidos en Cuba por error como está de moda decir ahora, sino por justicia, y cuya paulatina desaparición ha ido haciendo descender el ingreso real de los trabajadores?

“Todo eso  genera falta de legitimidad, cuando lo que más necesita el movimiento sindical cubano es legitimarse ante la gente y demostrarle que puede defenderla y pelear por sus derechos como siempre hizo en Cuba la CTC, incluso en las condiciones más difíciles. Marchar alineado con la Revolución no significa estar de acuerdo en todo con lo que se dice y orienta desde arriba.

“Esa es la causa número 1 de que hoy los jóvenes y otros que ya no lo son tanto perciban el sindicato como una forma de pago,  ajena por completo a sus intereses, que sólo sirve para reunirse una vez al mes (cuanto más rápido mejor) y celebrar una o dos actividades al año, siempre con la venia de la administración; y por esa razón cada vez más trabajadores abandonan los sindicatos, algo que era impensable que sucediese hace algunos años; pero que hoy pasa por causas naturales y poco relacionadas con disentimientos políticos como algunos quieren hacer ver (nuestra sociedad es, desafortunadamente, cada vez menos política y más reggaetonera). Pero en el mar de apatía el resultado viene siendo más o menos el mismo: el trabajador se desclasa y termina como marioneta en manos de dueños y administradores (que no es lo mismo, pero en Cuba es casi lo mismo).

“Porque no debemos engañarnos más: Una buena parte de los cuentapropistas no son trabajadores, son DUEÑOS, EMPRESARIOS, CAPITALISTAS y PEQUEÑOS BURGUESES, por los que su inserción dentro de los sindicatos es totalmente antinatural y responde sólo al deseo de tapar el sol con un dedo y salvaguardar con artificios conceptuales verdades políticas de tiempos idos. No tiene ningún sentido que el dueño de una empresa pertenezca al sindicato en el que además militan sus empleados, una de las dos partes está sobrando.

“Tampoco hay lógica en lo que alguien  propuso en el XX Congreso de la CTC: que los “cuentapropistas” (odio la palabrita), tuviesen su propio sindicato aparte, ¡pues no todos son trabajadores! Los que tienen que estar sindicalizados, si así lo desean, son sus empleados, para que puedan defenderse de presentes y futuros abusos. Y es conveniente que lo estén en los sindicatos existentes, pues no hay necesidad alguna de reinventar la rueda. Lo que hay es que lograr que esos sindicatos funcionen.

“Es cierto que las condiciones de Cuba no son iguales a las de otras naciones, pero desde el Marxismo que aprehendí y desde mi muy humilde criterio sostengo, que las leyes que rigen el desarrollo de las sociedades son las mismas para todo el mundo y no se saltan Cubas y cuentapropistas por voluntad política y conceptos inventados.”

Tomado del Blog “El Colimador”, entrada 3/03/2014

Opinión, Política

Iniciar sesión

Ingrese el e-mail y contraseña con el que está registrado en Monografias.com

   
 

Regístrese gratis

¿Olvidó su contraseña?

Ayuda