lig tv izle
justin tv

Cultura Cuba

Un Blog para dar a conocer la cultura cubana, su gente y su historia, en pocas palabras.

 
promosyonbank.com promosyon canta

Un yanqui en La Habana


Sentado en su rincón del Floridita, lo recuerdan los cubanos

Ernest Hemingway (1899-1961) forma parte del imaginario popular habanero al que se incorporó desde su primera visita haya por 1928 cuando de paso, ve por primera vez a La Habana, la verdadera “Ciudad del Golfo” esta que desde hace casi cinco siglos teje historias de marineros varados en sus costas y sus bares, haciendo anecdotas que escribirán o no, pero que quedan en las paredes mágicas de esta ciudad de varios rostros.

Ya en la década del treinta es visita frecuente en los ratos de reposo y aventura entre pesquería y pesquería. El “Hotel Ambos Mundos”, en pleno corazón de la vieja Habana blasona de ser el primer sitio para una estancia permanente y luego lo convirtió en un lugar de largas estadía, enamorado de esta ciudad y su modo de vivir siempre al borde, entre una alegría y una pena.

Es de suponer que en sus andanzas fuera a parar al “Floridita”, por la misma calle Obispo, frente a la plazuela de Albeart, donde La Habana se abre en mayores espacios, aquí degustó el “Daiquirí”, ese coctel emblemático de Cuba.

En 1940 compra la Finca Vigía, en San Francisco de Paula y vivió sus sueños aventureros en la cacería de submarinos nazis por las costas de Cuba, escuchando cuentos de pescadores y saliendo al mar, a lomo de la corriente del Golfo en busca de una aguja.

Desde entonces vivió en un continuo ir y venir, como un cubano más que regresa a La Habana y a su apego a la gente humilde de Cojimar, los pescadores que lo llamaban “Papa”, tal vez por esa venerable barba blanca con la que le recuerda el pueblo de Cuba.

Aquí escribió mucho, pero todos recordamos su noveleta “El viejo y el mar”, publicada en 1952 en la revista neoyorquina “Life”, fue un rotundo éxito, pero nosotros recordamos esta obra como su homenaje a sus amigos pescadores, luchadores incansables, perseguidores de un sueño, siempre en constante confrontación con la naturaleza y la vida, para ganar o perder, pero con dignidad, dejando en el medio una historia que contar y exagerar para una noche de rones o de vigilias pesqueras.

“Mi obra fue creada y pensada en Cuba, con mi gente de Cojímar, de donde soy ciudadano, y diría aún más: a través de todas las traducciones está presente esta patria adoptiva, donde tengo mis libros y mi casa”[1]

A Cuba le dedicó Hemingway su Premio Nobel de Literatura (1954) y la medalla del premio la llevó al santuario del Cobre para ofrecérselo a “Cachita”[2], la más genuinas de las cubanas, protectora y madre del pueblo cubanos y de sus amigos.

Volvió a Cuba en noviembre de 1959 y declara a los periodistas: “Me siento muy feliz de estar de nuevamente aquí, porque me considero un cubano más. No he creído ninguna de las informaciones que se publican contra Cuba en el exterior. Simpatizo con el gobierno cubano y con todas nuestras dificultades”[3], ya había triunfado la Revolución.

Participó en el Torneo de Pesca de la Aguja en mayo de 1960, que hoy lleva su nombre y departió con el líder de la Revolución, Fidel Castro, en julio de ese propio año partió de Cuba, no volvería el yanqui grande y buena gente, amigo de sus amigos, pero nos dejó el regalo de su presencia y la Casa de Finca Vigía donada por su viuda al estado cubano, en este lugar existe hoy un Museo a su memoria.


[1] http://www.tvavila.icrt.cu/noticia.php?id=12190

[2] La Virgen de la Caridad del Cobre, patrona de Cuba

[3] Cien famosos en La Habana. Leonardo Depestre, pág. 120. La Habana 1999

    Compartir este post en:
  • Facebook
  • Twitter
  • menéame
  • Delicious
  • Technorati
  • Digg
Costumbres, Cultura

Si le ha gustado esta entrada, por favor considere dejar un comentario o suscríbase al feed y reciba las actualizaciones regularmente.


Deje su comentario

Debe para dejar un comentario.

Iniciar sesión

Ingrese el e-mail y contraseña con el que está registrado en Monografias.com

   
 

Regístrese gratis

¿Olvidó su contraseña?

Ayuda