Cultura Cuba

Un Blog para dar a conocer la cultura cubana, su gente y su historia, en pocas palabras.

 

La Guerra Necesaria

Orden del Alzamiento emitida por José Martí

para el reinicio de la guerra de independencia

El 24 de febrero de 1895 se reanuda la Revolución Independentista que había iniciado Carlos Manuel de Céspedes el 10 de octubre de 1868 y que fue sostenida con enormes esfuerzos por los cubanos durante diez largos años, durantes los cuales la integración de la sociedad cubana fue un hecho, cuando cientos de miles de hombres y mujeres, negros y blancos, pobres y ricos habían pasado por encima de sus diferencias para aunar esfuerzos por alcanzar la independencia de Cuba.

Aquel primer esfuerzo terminó con el Pacto del Zanjón (febrero de 1878), cuando el Gobierno de Cuba en Armas decidió negociar una paz incondicional con Arsenio Martínez Campos y desde la zona oriental del país se levantó la prestigiosa voz del General Antonio Maceo, para dejar en claro que en Cuba no habría paz, mientras no hubiera independencia y no se aboliera la esclavitud.

Era la voz popular, con la autoridad del heroísmo y el apoyo de los que habían puesto en este empeño por la libertad, todos sus esfuerzos y esperanzas.

Vinieron largos años de espera (1878-1895), en Cuba y dispersos por las Antillas, Centroamérica y los Estados Unidos, los independentistas cubanos aunaron fuerzas, gestionaron recursos y sobre todo, pasaron por encima de sus diferencias para volver a la manigua y terminar la obra.

Esta fue la hora de Martí, el estratega, el político, el aunador de voluntades, que para el nuevo empeño creo un Partido, convocó a todos y prometió una Patria para todos los cubanos; por eso organizó una guerra que el llamó “necesaria”, no solo para expulsar a España de Cuba, sino para impedir las apetencias imperiales de la oligarquía yanqui y poder fundar una República que marcara la diferencia en América.

Por eso se inició la guerra en aquel febrero del 95, por eso murieron más de trecientos mil cubanos en menos de cuatro años y la próspera isla quedó en la ruina y a expensa de los intereses de su vecino poderoso. Por eso entre los muchos muertos contamos a José Martí y Antonio Maceo, tal vez las dos mentes más preclaras y necesarias en aquellos días de gloria.

Para los cubanos eso es el 24 de febrero, continuidad y recuento porque aún falta por hacer.

Historia, Opinión

Si le ha gustado esta entrada, por favor considere dejar un comentario o suscríbase al feed y reciba las actualizaciones regularmente.


Deje su comentario

Debe para dejar un comentario.

chatroulette chatrandom