Cuba Comunica

Teoría de la comunicación con análisis del contexto cubano

 

Hablar demasiado

En Cuba ahora le dicen chu chu chú. Lo trajo al ruedo la actriz cubana Yellisett Valdés con Tonita, el personaje que interpreta en el programa televisivo Deja que yo te cuente.

Desde la pequeña pantalla, y con buen humor, ella comenzó a advertir que «ciertos comentarios» entre amigos, vecinos o compañeros de trabajo pueden convertirse en un entramado de opiniones que le pueden enredar la vida a cualquiea. En el post anterior publicado aquí lo alertaba, el silencio tiene ventajas y desventajas. Ahora alerto sobre el peligro de optar por la actitud opuesta: hablar demasiado.

En el decir común a esos «habladores» le dicen de varias maneras: indiscretos, entrometidos, sabelotodos, lleva y trae, lengua larga, breteros o chismosos. La clasificación depende del grado de conocimientos que expongan tener sobre el asunto en cuestión, de las vías por las cuales los divulguen, el tono y la intencionalidad con que se expresen. También depende del nivel de implicación con lo que dicen.

Pero la modalidad más reiterada y que a su vez causa rechazo, es aquella donde sin conocerse quien dio origen al chu chu chú, otros continúan replicándolo. No faltan quienes dan fe de la información de marras, como si fueran ellos mismos los autores. Eh ahí el momento oportuno para añadir un dato más para ganar en credibilidad. Aunque lo mejor hubiera sido guardar silencio.

Comunicación, Sociedad
chatroulette chatrandom