ucak bileti
justin tv

Arturo Crosby - Forum Natura

Blog en Monografias.com

 
promosyon canta adapromosyon.net
promosyonbank.com promosyon

Cuando el turismo de lujo, busca a los pobres y extrañas experiencias


Leyendo un artículo en el Huffington Post, sobre el hotel sudafricano Emoya Luxury, me quede sorprendido de las extravagancias de las nuevas experiencias turísticas, esta vez, referidas al segmento de lujo (ciertos segmentos del mismo), que parece que cada vez sus expectativas crecen de tal forma que hay que inventar sensaciones y emociones, realmente únicas y vendibles, claro está, pero sobrepasando cualquier frontera u obstáculo social o ambiental.

Hace años, ya han existido diferentes experiencias, de las que podríamos denominar “raras”, por ser pragmático, y desde luego ofensivas para una mayoría de mortales, como la que se ofrecía en el Beirut, cuando estaba en guerra y se buscaba la sensación de estar en un entorno en peligro y vivir como vivía la población en ese estado de inseguridad, pero disfrutando también del ocio con pura adrenalina.

O por ser más dramático, aquellos safaris de caza de especies protegidas y en peligro de extinción, cuando además podrían deleitarse dicha carne en restaurantes ocultos, solo para VIP con bastante presupuesto en sus bolsillos. O las recientes denuncias de Survival International en contra de los denominados safaris humanos, para fotografiar indígenas, sin el mínimo respeto, ni consentimiento.

Y si uno quiere ir mas lejos, todavía recuerdo los tours que existieron en la pasada y reciente guerra de los Balcanes, donde se ofrecían puestos de francotirador. Por cierto, empresa que fue denunciada en el Consejo de Europa y tuvieron que cesar su “actividad turística”.

Siempre existe una oferta, que en busca de obtener unos beneficios económicos rápidos y olvidándose de su futuro, ha encontrado buenas excusas, como para ofrecer productos turísticos, a medida de una clientela exigente que quiere experimentar sensaciones únicas, inolvidables y poderlas contar como algo excepcional, entre sus familiares y amistades.

Es por eso, que existen diferentes actividades en el mundo, donde indígenas, animales o simplemente gente sin dinero, los llamados “pobres”, son auténticos recursos turísticos y donde su entorno transformado en algo vendible, se convierte en productos turísticos vendibles, para que la demanda de alto poder adquisitivo, pueda adquirir unas experiencias inigualables.

Haciendo un símil, se imaginan que turistas de otros países o nacionales, vinieses o fuesen a ver casas con familias desahuciadas, por embargos, hipotecas, etc. en España, EEUUU u otros, y que pagasen por ello al operador y eso sí, dando alguna limosna a dichas familias.

Tampoco uno se sorprende tanto, cuando la demanda turística es capaz de comprar servicios de menores de edad, por motivaciones que no acierto a comprender y menos aceptar.

Es cierto que la teoría del éxito implica, que la oferta ha de diseñarse en función de la demanda, pero las expectativas de ciertos segmentos deberían poderse excluir del mercado o al menos presionar, como ya lo llevan haciendo organizaciones internacionales en pro de derechos, que han encontrado un punto débil en muchos países en desarrollo, atacando precisamente a su mercado turístico.

Quizás ya es hora, de hacer comprender que la mejor fórmula de implementar un programa de RSC o RSE es no tenerlo que hacer, salvo como parte de su propia inversión y no como medida compensatoria de impactos negativos, ya sean ambientales o sociales.

Especialmente las grandes cadenas hoteleras y por supuesto las Administraciones Publicas Locales, deberían de auto-obligarse a invertir en programas turísticos, de tipo ambiental y social, como medida preventiva y por supuesto, como generación de valor añadido al destino. ¡No lo olviden!

Un cordial saludo

Arturo Crosby

Sin categoría

Efectos positivos del cambio climático en el turismo


Negar la existencia del cambio climático, en mi opinión, es algo incomprensible y dudo que existan expertos que puedan corroborar esa posible teoría, porque desde la existencia de nuestro planeta, ha habido cambios ambientales, evolución permanente y por tanto cambio climático.

Acorde a los últimos informes del IPPC y si les interesa, les recomiendo esta información, las conclusiones de las últimas evaluaciones, son muy poco halagüeñas para nuestra especie. Pero permítanme, recordarles o puntualizar, porque se suele olvidar con mucha frecuencia, que el impacto de estos cambios ambientales, se traducen en impactos negativos para el ser humano, en esencia para sus actividades económicas y no para el ecosistema global de nuestro planeta, que seguirá evolucionando como siempre y obviamente obligara a muchas especies a nuevas adaptaciones o a su extinción.

El hecho que pueda subir el nivel del mar y en el peor de los escenarios hacer desaparecer núcleos urbanos, rurales o turísticos, afecta negativamente a la sociedad, pero los ecosistemas se auto regularán y evolucionaran como siempre lo han hecho. Sin embargo, las pérdidas económicas y sus impactos sociales, serán evidentemente muy graves.

En este mismo informe, se confirma que aunque se estancase o incluso disminuyera la emisión de gases invernaderos, principal causa humana, apenas habría variación de dichos efectos, en los siglos venideros. Por otra parte dudo que economías emergentes, tengan intención de reducir su actividad productiva y emisiva.

Es decir ante este escenario, donde se sabe que a nivel global, va a calentarse una media de entre 1.5 y 2ºC. A nivel regional o local, puede haber variaciones muy notables.

Es decir que en zonas húmedas, puede incrementarse las precipitaciones o en zonas áridas, puede incluso disminuir.

Destinos turísticos

Aunque imagino, que muchos ya se imaginan el impacto sobre la actividad turística, lo cierto es que un porcentaje elevado de la oferta turística, depende directamente del clima, véase el sol y playa, el urbano, deportivo, naturaleza, rural, etc.

A nivel de destinos turísticos, pues por poner ejemplos significativos, veamos los centros de esquí/nieve, campos de golf, turismo fluvial, pesca, caza,.. pero cualquier destino, con oferta al aire libre, tendrá su repercusión.

No es muy agradable pasear por una ciudad o pueblo a 45 o 50ºC, sobre todo si su leiv motiv es el patrimonio, terrazas, vida social, etc. y no pueden fabricarse capsulas, como los centros de esquí de Dubai o incluso en las afueras de Madrid, donde ha de mantenerse temperatura constante de -2ºC, en un entorno de entre 40 y 60ºC.

Se ha estimado que la contribución del turismo al cambio climático es del orden del 5%, siendo los transportes el 3% y el resto, los alojamientos (OMTNU 2008), por tanto siendo muy pragmáticos la capacidad de mitigación del sector es pequeña, no así su efecto emocional en la sociedad, y por ende en los sectores mas contaminantes.

Hay un hecho ineludible y que el sector turístico, lo ha ignorado bastante. Y es que no puede haber calidad turística, sin calidad ambiental.


Volvamos con los efectos del cambio en la actividad turística.

En turismo es casi más importante las emociones y percepciones que la realidad en sí misma.

Así, una percepción de “riesgo o peligro ambiental”, véase, olas de calor, inundaciones, lluvias intensas, o mil y una causa ambiental, condicionara el proceso de compra de cualquier consumidor y mas con el efecto de realidad aumentada, de los medios de comunicación.

Es cierto que muchos turistas en busca de destinos con sol, calor….cuando lo encuentren en su entorno cercano, perderán la motivación principal y el precio será una variable, que no puede existir siempre como efecto reclamo competitivo.

Los destinos y el sector turístico, en conjunto, deben aprender a anticiparse y planificar estrategias positivas de adaptación, búsqueda de oportunidades, mitigación, destinos más verdes, diseños eco-eficientes, empresas y empleos verdes y no un “green washing”, como hasta ahora.

Es hora de aplicar gobernanza pro-activa, en esta direccion e involucrando seriamente a la comunidad local o receptora.

Y a pesar de lo que se dice, todavía recuerdo una entrevista a un alcalde de Groenlandia, que estaba muy contento, del calentamiento de su zona, para tener menos tiempo de nieve y así aprovechar su entorno y atraer mas viajeros. Lo mismo pasa con los nuevos viticultores de los países nórdicos de Europa.

Estas zonas frías e inhóspitas para el turista, también se convertirán en destinos turísticos más accesibles y apetecibles para el mercado mas genérico, mientras que otras, les pasara lo opuesto.

Recuerden, que la percepción es clave en el éxito del turismo y el cambio climático es muy mediático.

Y que los cambios, como la crisis, perjudican a unos y beneficia a otros, al menos turísticamente hablando.

Un cordial saludo

Arturo Crosby

Editor

www.forumnatura.org

www.forumnatura.eu

Sin categoría

La dudosa sostenibilidad del litoral por la nueva versión de la ley de costas


Que tomen nota otros destinos emergentes en el mundo

Todavía recuerdo, cuando se aprobó la ley de costas del Gobierno de España, la repercusión que tuvo, tanto en el país como a nivel internacional, por algunos de los parámetros que contemplaba, que eran realmente innovadores y en concreto recuerdo la definición, de las localizaciones de infraestructuras dentro del dominio público del litoral, que no se basaban solo en criterios de distancia frente al agua.

Como ya saben, algunos factores de control de construcciones ya existentes, como hoteles, apartamentos, chiringuitos playeros y demás afines, se han salvado de la quema y ya tienen autorización de seguir dentro del límite de los actuales 20 m, versus los 100 metros anteriores, que realmente otorgaban un baremo de calidad ambiental y por tanto turística también. (No me queda claro, si la nueva versión de la ley, permitirá cualquier construcción, dentro de esos 20 m. de dominio público o solo aquellas ya implantadas, con anterioridad a la primera ley)

La poco entendible, calidad turística del litoral, parece que vuelve a confundirse y se olvida del factor ambiental y del medio natural, como soporte de la actividad turística, en especial si el turismo se quiere enfocar a ciertos segmentos de demanda nacional e internacional, que son mas exigentes y por tanto inconformistas con la típica fotografía del soy y playa que se ha vendido hasta ahora. ¡¡Que tomen nota otros destinos emergentes en el mundo!!

No hace mucho, Alejandra Ferrer, consejera de Turismo, Comercio y Movilidad del Consejo Insular de Formentera (Islas Baleares) ponía en tela de juicio este cambio legislativo, ya que entiende que puede desproteger esta increíble isla mediterránea, con evidentes consecuencias en su turismo, que podría de esta forma, cambiar de rumbo y escoger la típica hoja de ruta del convencional sol y playa, cambiando así su imagen de calidad.

Si bien es cierto que existe un segmento turístico, que se denominó en su día de “hooligans” o quizás mas acertadamente de turistas, con pocas expectativas sobre el destino, en cuanto a calidad ambiental y turística, también es cierto que a nadie le desagrada un dulce (aunque me guste mas lo salado) e incluso a este importante volumen de consumidores, les gustaría mas, encontrarse con destinos del litoral, donde puedan caminar por las playas, de tal forma, que no sea por un pasillo o corredor, entre el agua y el ladrillo de todo tipo de edificaciones, que permite apenas ver solo el paisaje del mar.

Donde incluso, en muchas ocasiones se limita tanto la servidumbre de paso, que es un laberinto, poder acceder a cualquier playa, salvo llevando el google map, con imágenes y cartografía actualizada, que ayude a encontrar el hueco por donde pasar.

Me recuerda, en un viaje a Quebec, donde para poder llegar a las orillas de algunos lagos, parecía imposible disfrutar de éstos, con todos los obstáculos de casas que apenas dejaba algún pasillo para acceder.

Realmente me cuesta entender que, ya en este siglo XXI existan grupos empresariales y políticas, que no comprendan las apuestas por el medio y largo plazo de un territorio, en el cual se incluyen sus poblaciones y que se conformen todavía por políticas basadas en el precio, para ser competitivos.

Cuando se habla de la reconversión de los destinos turísticos maduros, esencialmente del sol y playa, de la gran apuesta por la calidad y competitividad turística, …en general por el futuro del turismo del litoral, permítanme, recordar que es muy difícil, pensar en calidad y competitividad turística, sin calidad ambiental.

Y un aviso a los nuevos destinos turísticos emergentes, en muchos países: están a tiempo de planificar y gestionar estrategias de calidad y competitividad, basadas en sus recursos naturales. Aprendan las lecciones!

Un cordial saludo

Arturo Crosby

www.forumnatura.org

www.forumnatura.eu

Sin categoría

¿Quiere comprar un viaje de turismo sostenible y estar seguro de poder responder?


¿Quiénes son y donde están los consumidores del turismo sostenible?

Si les hablo de sostenibilidad o de turismo sostenible o quizás desarrollo sostenible, seguro que les suena bastante familiar, porque los que estamos en esta hoja de ruta, coincidimos que no solo es un deber, sino que además es factible lograr ser sostenibles, siendo competitivos y de facto, son conceptos ligados entre sí.

Sin embargo, creemos, erróneamente, que el resto de la sociedad, no solo lo entiende de igual forma, sino que además lo interpreta también igualmente y por tanto, será fácil, promocionar y comercializar productos turísticos y más concretamente hoteles o destinos turísticos, bajo el marchamo de “sostenibles”.

En parte me recuerda bastante, cuando se pretende vender turismo ecológico, ecoturismo, turismo verde y mas aun, cuando nos acercamos a la sostenibilidad y usamos el turismo solidario, ético, justo, responsable, etc.

Para algunas empresas hoteleras, el tema se traduce a la implementación de mecanismos de gestión sostenible en su producción, desde la direccion hasta el cliente final y con altas dosis de comunicación eficiente.

En otras palabras, control de gastos energéticos, de agua, residuos, reciclaje, aplicación de energías alternativas, etc. donde se equipara mejoras ambientales con mejoras económicas, pero con repercusión directa en el usuario o cliente final.

Pero la pregunta que hago es: ¿Quiénes son y donde están los consumidores de un turismo sostenible?

Como identificar a este tipología de turistas, pero en su punto de origen. ¿Son aquellos, que compran verdura ecológica? O los que viajan siempre en bicicleta? ¿Los que nunca irían a un Todo Incluido?

¿Los que siempre buscan etiquetas “eco” de consumo? ¿Acaso vegetarianos? O ¿quizás post- modernos, que pasaron por la fase de neohippies, porque no encontraron la respuesta adecuada?.

La verdad es que no tengo la respuesta y creo que no hay una definición conceptual clara que aglutine este concepto o visión y que pueda etiquetarse bajo un mismo nombre.

Pero sin embargo parece que empresas de alojamiento, afirman que el criterio de sostenibilidad, no es una variable que determine la reserva y compra de una plaza.

Para mi es obvio, porque una minoría de la demanda comprende que implica la sostenibilidad en la hotelería, por ejemplo e interpreta d e formas diferentes lo que podría implicar en el turismo, en general.

Si es así, me temo que la marca sostenible, no es la mas adecuada, para traducir a la demanda, sus atributos y por tanto no se adecua a la realidad.

Creo que es urgente identificar la motivación principal y secundarias de esta demanda, porque hay un nicho muy importante en el mercado mundial, peor todavía no se sabe gestionar.

Lo que sí que creo, es que podemos conocer las expectativas de esta demanda, cada vez, mas genérica y por tanto actuar mejor de lo que se está haciendo y no delegando las ausencias de actuación, en Responsabilidad Social Empresarial, porque este parche tiene fecha de caducidad.

Entonces se atrevería a preguntar ¿Quiere comprar un viaje de turismo sostenible y estar seguro de poderle responder adecuadamente?

Un cordial saludo

Arturo Crosby

www.forumnatura.org

Sin categoría

Nuevos Tiempos con Nuevos Modelos o es ¿mas de lo mismo?


Aburrimiento supino y expectativas verdes desconocidas o ignoradas

El pasado miércoles estuve en el IX Foro Hosteltur, que este año tenía el titulo de Nuevos tiempos, Nuevos modelos, donde hubo algún debate curioso e incluso aparente, por las intervenciones que tuvo Pepe Hidalgo, alma matter de Air Europa, que prácticamente terminó asumiendo que en turismo está todo dicho e inventado y que se resume todo en sota, caballo y rey (de la baraja española).

Pero fue muy curioso, que después de una intervención, realmente aburrida, en la forma y contenido del director de AENA, se hizo una presentación con un resumen muy interesante sobre las tendencias del turismo, presentado por Hosteltur.

Entre otras cosas, me llamo la atención la parte final y colofón de la presentación, cuando se enfatizo bastante sobre la importancia de la “sostenibilidad” en el turismo y sobre la “Responsabilidad Social” de las empresas turísticas, que para mi brilla por su ausencia y mas cuando leo el último informe de sostenibilidad de Amadeus.

No recuerdo bien, pero entendí que para Tui- Travel, la concepción de la sostenibilidad en los viajes y por tanto en la industria era vital, estimando unos 10 millones de viajes relacionados con la temática, en su operación turística.

También se habló de la importante subida del 35 al 42 % de interés sobre la responsabilidad social, RSC, especialmente en los temas ambientales y sociales.

Esto se hace mucho más evidente, de acuerdo a esos datos, en el mercado alemán, emisor nº 1 en Europa, cuya demanda se hace más exigente en materia ambiental y social. (¿me gustaría saber, su correlación con la variable precio?)

Pero lo curioso de esta jornada, en el que core de la misma, era una mesa debate con representantes de líneas aéreas, tour operadores y empresa turística/viajes on-line, no se menciono ni una sola vez, ni un solo segundo, nada sobre sostenibilidad, responsabilidad social, ni medio ambiente. Perdón, salvo algún comentario tipo “florero” para adornar el final de laguna respuesta.

¿Amnesia empresarial? ¿Amnesia de los directivos? ¿Falta de conocimiento? O ¿inexistencia de programas y acciones relacionadas?

Júzguenlo Vds. mismos, analizando las diferentes empresas relacionadas con el turismo.

Esto hace repensar el titulo de este articulo, de verdad estamos en Nuevos Tiempos, con Nuevos Modelos de Turismo o como dijo el Presidente de Air Europa, en turismo (en las empresas turísticas) no hay nada que inventar.

Salvo, como también se dijo, se identifica un crecimiento elevado en el turismo gay y en el medico/salud. O como dijo la Consejera de la Comunidad de Madrid, que estaban apostando, entre otros, por el turismo de lepidópteros (un genero de insectos) y aves (las sucesoras de los reptiles, en la evolución) para el turismo británico. E incluso la implementación de estrategia o política basada en la gobernanza turística, como Barcelona, que piensa ingresar unos 45 millones de euros, por la tasa turística.

Permítanme, decir que en turismo queda mucho, mucho por hacer, por inventar, por crear….claro si entendemos el turismo como una actividad económica-productiva, que debiera generar crecimiento y desarrollo local, sostenible y competitivo.

Pero todavía estamos lejos de acercarnos a estos fines y se sigue confundiendo, políticamente, muy a menudo, objetivos con medios o instrumentos.

Un cordial saludo y espero sus comentarios

Arturo Crosby

www.forumnatura.org

www.forumnatura.eu

Sin categoría

Los competidores del turismo rural: La escasa profesionalidad turística


Sobran muchos competidores, tanto legales, como alegales…

Estoy leyendo una información sobre la identificación de los graves problemas que afectan al turismo rural en España, que puede servir también de aviso a otros países o regiones.

Según una reciente encuesta, se afirma, que el gran problema de esta actividad económica es la presencia de una oferta ilegal, que compite con ventaja con la legal, que obviamente debe cumplir una normativa vigente y ofrecer unos servicios mínimos de calidad al consumidor.

Otro de los problemas identificados en este estudio, ha sido la sobre-oferta de alojamientos turísticos rurales, que a mi entender es mas de lo mismo, porque en ambos casos se refiere a potenciales competidores, unos que juegan con otras reglas de juego y otros, que parece quitan clientela a los que supuestamente la tienen o deberían tener.

Y la otra gran batalla, llevada a cabo en estos últimos años, por las principales asociaciones gremiales, la homologación de normativa de calidad, tratando de conseguir una sola unificada para toda la oferta del país, basándose en las espigas, parce que puede ser aceptada, aunque tengo mis dudas, que todas las regiones/comunidades autónomas, se hayan puesto de acuerdo y lo implementen. Ya que acorde a la nueva propuesta de ley de arrendamientos urbanos, quedara en manos de cada gobierno autónomo.

Pero, me gustaría incidir, que parece que la memoria brilla por su ausencia, y se olvida que el grave problema del turismo rural, sigue siendo completamente “estructural” y no coyuntural, aunque también.

Que los propietarios se quejen de la competencia desleal, realmente alegal que no ilegal, como suele decirse, a la vez que también de la competencia de otros alojamientos legalizados, indica mucho de este gremio. Es una lástima, que se focalice el problema en algo, tan básico, como el miedo a la competencia y denota, evidentemente unos fallos estructurales en la concepción empresarial y del conocimiento turístico, muy alarmantes.

Parece que si uno lee entre líneas, es como si se pidiese, que se redujese la oferta un50% (pongamos como un supuesto) para así, subir la ocupación anual y ser sostenibles y competitivos.

Claro, entiendo que se refieren a que desaparezca el otro 50 % y no aquellos que lo reclaman.

Aunque se logre esa homogeniedad en la calidad, e incluso se regule de alguna forma la oferta alegal, mi predicción es que no cambiara apenas nada, en los resultados y se mantendrá el mismo nivel de ocupación, que sigue bajando anualmente.

Estimados colegas, amigos, emprendedores, empresariado y demás actores involucrados en el turismo rural, esto no es ninguna solución y se olvidan, donde radica la verdadera problemática, que tiene mucho que ver con la “turistizacion” (por denominarlo de alguna forma y no decir profesionalización turística) de la oferta, por la creatividad e innovación y por apostar de una vez por una gobernanza competitiva y una coopetencia temática y/o física-territorial, que pueda así, ser realmente competitiva y sostenible.

Les animo a que reflexionen y si quieren exijan, profundizar sobre la cuestión, pero cambien esa mentalidad, que como ven, no les deja avanzar.

Un cordial saludo,

Arturo Crosby

www.forumnatura.org

www.forumnatura.eu

Sin categoría

Viajeros de low-cost o turistas de lujo, pero “eco”


Viajeros de low-cost o turistas de lujo, pero “eco”

Últimamente estoy leyendo menos sobre la naturaleza, como motivación clave, principal o atractivo para viajeros, aunque lo cierto es que los medios se están volcando mas por el tema actual de la crisis económicas, escándalos, corrupción, etc. y tratar de monetarizar absolutamente todo.

Quizás también, es porque muchas veces no se tiene claro, que conlleva esta tipología de turismo y por tanto se asume, que es un turismo orientado a “mochileros de bajo presupuesto” o de “aventureros con dinero” o “gente muy especializada” , en búsqueda de tesoros ecológicos perdidos por el mundo, incluyendo especies raras o endémicas de aves.

Hace apenas unos días se presentó en Bogotá, el Plan de Negocios del Turismo de Naturaleza para el país, por primera vez en Colombia y también único, en una mayoría de países del mundo, él cual sin duda alguna rompe bastantes clichés sobre esta tipología de turismo que mueve bastantes millones de turistas por todo el mundo.

Es hora de dar a conocer que este segmento de turismo que mueve cientos de millones de personas, no está ligado directamente al poder adquisitivo, porque como en otros segmentos turísticos, dependerá mucho del tipo de oferta, la actividad a desarrollar y la distancia a recorrer hasta el destino objetivo.

Por tanto además de considerar, como ya he mencionado en otras publicaciones, que el “lujo” reside mas en el entorno donde se realiza el viaje y lo que encierra tanto el ecosistema y su biodiversidad, así como la estética ambiental o natural (espectacularidad de los paisajes y belleza de los micropaisajes y rarezas y endemismos de especies y culturas locales).

Ahora bien, la oportunidad que brinda los alojamientos y centros turísticos en áreas naturales, permiten un disfrute directo de ese entorno natural, con una serie de equipamientos y comodidades, que obviamente fijan un determinado precio, amén de los accesos al lugar.

No obstante, el factor determinante del perfil de esta tipología de visitantes, se basa más bien en su nivel cultural y educativo, y en la pertenencia a un mercado maduro, que posee una importante experiencia de viajar y tiene claro sus motivaciones y expectativas, especialmente si escoge un destino internacional.

Pero lo que convendría tener en cuenta, ya, es cambiar el concepto en la forma de viajar, rompiendo los clichés del turismo convencional, trasladado a este tipo de turismo, donde debe primar mas el “go-as-you-please” , pero asesorado (hacerlo como uno quiera), el viaje sin prisas, el descubrimiento,…que el paquete estandarizado.

Se debería invertir más en el tiempo, para disfrutar de las experiencias que se pueden obtener de los viajes, lo que conllevaría mayor rentabilidad, tanto para los viajeros, como para la oferta turística.

Un cordial saludo

Arturo Crosby

www.forumnatura.org

www.forumnatura.eu

Sin categoría

el turismo rural se abre al mercado internacional


Mas vale tarde que nunca, aunque sea muy tarde

Si hablamos del turismo rural, como tal, en el conjunto de España, parece que según AUTURAl, existen 16.000 alojamientos, (solo se incluye en este dato, aquellos denominados turismo rural, según sus normativas y de acuerdo al Instituto Nacional de Estadística, INE. Cifra por tanto que no refleja la realidad de la oferta rural) gestionados por autónomos, unidades familiares y microempresas en su gran mayoría, que a su vez, mantienen una actividad económica en sus respectivos territorios.

No vamos a comentar sobre la problemática estructural y coyuntural de este sector, porque ya sería como llover sobre mojado y es obvio que en un país con casi 17 normativas distintas, aunque solo sean por detalles de nomenclatura, desde luego nunca han ayudado ni ayudara a solventar un grave problema de comunicación promocional y de comercialización.

Si a esto, le añadiésemos, el resto de nomenclaturas internacionales, se provoca una gran confusión en la demanda actual y potencial, sin duda alguna.

Lo que ahora se ha descubierto, aunque sea mas de 10 años tarde, es que la estacionalidad tan tremenda que tiene este sector, que ronda una ocupación promedio de algo mas de 100 noches al año, es debida esencialmente no solo a la sobresaturación de la oferta en ciertas zonas, frente al estancamiento o bajada de la demanda domestica, en estos últimos años, sino también a la pobre o nula adaptación a los cambios repentinos y bruscos de la demanda actual y sin saber llegar a la demanda turística potencial.

Recientemente, el organismo responsable de la promoción turística al exterior TURESPAÑA, ha dicho que ayudara al sector a internacionalizarse, para de laguna forma facilitar el acceso a estos segmentos de mercado, que todavía desconocen esta oferta turística.

Es mas que obvio, que si se captase un porcentaje mínimo de los visitantes que recibe el país, seria mas que suficiente, como para duplicar la ocupación del turismo rural, en un horizonte de menos de 5 años. Y si no vean la diferencia de aquellas zonas y alojamientos, que actualmente reciben turistas internacionales (Véase Islas Baleares, Islas Canarias, Hinterland de la Costa del Sol y algunas ofertas puntuales en el país), como desde hace años, tienen una ocupación de mas del 50% anual, frente al promedio del 20-25 % del resto.

Como recordatorio, esta media, implica, que hay ciertas zonas, cuyos alojamientos, rondan una ocupación promedio del 10-12% y otras del 60%, diferencia muy ilustrativa y explicativa.

Ahora bien, déjenme, recordarles también, que no se trata solo de ofrecer la oferta actual a la demanda internacional. Craso error seria ese. Si no, tener muy claro antes, los actuales “gaps” entre oferta actual y demanda potencial y más aun los diferentes segmentos y nichos de mercado.

Y por supuesto, será tarea ardua, comercializar alojamientos, sin entender y asumir, la concepción de destinos, productos y experiencias turísticas y apostar también por nuevas formas de viajar, que ayuden a disfrutar en mayúsculas de nuevas experiencias de viaje, en este caso, en el Sur de Europa, rompiendo así con las formas y estereotipos actuales, que no ayudan mucho.

Un cordial saludo,

Arturo Crosby

www.forumnatura.org

www.forumnatura.eu

Sin categoría

Pop up, en el turismo rural y naturaleza


Nuevas tendencias y nuevos conceptos para saber responder

Si bien el “Pop up” es un término, que proviene del sector de la moda y en especial se refiere a las ventanas emergentes de las webs, se está aplicando en la actualidad a la restauración, tratando de conseguir diversificar el negocio y llegar a un nicho de clientes que quieren algo singular, experiencias mas personalizadas.

Se trata como una especie de restaurantes efímeros, que pueden aparecer y desaparecer, lo cual en términos de costes fijos, ayuda mucho a minimizarlos y es un factor clave, hoy en día. (Me recuerda también a los “paladares” de Cuba)

Así, se trata como ofrecer servicios de restauración en espacios, que nada tiene que ver con dicho sector y que no implica para nada una permanencia en el espacio y tiempo, tratando además de orientarse a una demanda que busca mas originalidad, mezclada con calidad y claro que busca siempre experiencias únicas, lo que puede convertirla en un segmento cautivo.

Pues traduciéndolo al turismo y más concretamente al rural y al de naturaleza (Los separo, porque el rural, no tiene porque siempre ir enfocado a la naturaleza, por motivación), se trataría de alguna forma a poder tener alojamientos, actividades (animación) y restauración, de forma “efímera”, es decir no sujetas a un espacio y tiempo determinados, como en la actualidad.

Por una parte, se puede usar al turismo rural y naturaleza, como espacio y entorno, donde promocionar estratégicamente una serie de productos de diferentes sectores económicos, bien que por sinergia, contraste u otro factor, sea el escenario propicio para ello.

O bien convertir los alojamientos y demás subsectores turísticos, en estructuras que cambian en el tiempo y espacio, es decir que se adaptan a la demanda objetiva y al entorno rural o natural, que responda a los criterios definidos por las motivaciones y expectativas del publico target.

Lo que mas se acerca a este concepto turístico del “pop up” seria el grampling, que como saben, se trata de infraestructuras de alojamiento móviles o transportables, acorde a las condiciones ambientales del territorio donde se ubiquen para ofrecer experiencias de alto nivel en la naturaleza.

Obviamente, esto reduce considerablemente los costes de inversión y mas aun los coste fijos y si bien, actualmente está enfocado mas a un público con alto nivel adquisitivo, lo cierto es que también podría plantearse bajo otros conceptos, tipo “low cost”, sabiendo entonces optimizar la rentabilidad.

Pero, tengan en cuenta que en esta tipología de tendencia “pop up”, la variable intangible, tanto ambiental, como humana (comunidad o población local) es muy importante y ha de tenerse en cuenta, porque sabiéndose manejar, supone un valor añadido increíble, así como la diferenciación proveniente del ecosistema y su estética natural.

Las tendencias evolucionan y sirven, para inventar o re-inventar, los servicios y productos actuales. Ténganlo en cuenta.

UN cordial saludo

Arturo Crosby

www.forumnatura.org

www.forumnatura.eu

Sin categoría

Los mejores destinos de turismo rural y naturaleza, probablemente


Los destinos, que uno tiene que visitar alguna vez, en su vida

Ha aparecido datos de una encuesta sobre “aquellos destinos turísticos, del mundo, que uno tiene que visitar al menos una vez en la vida” o no sé si habría que decir, ¿antes de morirse?

Una encuesta realizada por el buscador de vuelos, hoteles, etc. skyscanner.es, afirma que los Estados Unidos sería el país con mas interés (35.4%), seguido de Australia (34.9%) y mas lejos Japón (6.7%), pero lo que no me queda claro en la noticia, son los perfiles de los encuestados, ya que eso es clave para poder analizar estos datos, que no coinciden con los números Top Ten, de otras organizaciones turísticas.

Pero, lo que quiero plantear ahora, no es la validez o no de esta información, sino tratar de aplicarla con lo que Vds. saben y con su propio criterio, al turismo rural, de naturaleza, cultural…Es decir, para Vds., cuales serian los destinos que no podrían perderse de visitar y mucho mejor, saber si tienen argumentos para defenderlo.

No se si una mayoría, defendería su propio destino o no, pero esto me recuerda a que en numerosos seminarios, conferencias o talleres, que he dado, cuando surge algo así, precisamente en el propio destino, la cantidad de argumentos para demostrar que su destino es el mejor del mundo, denota la propia incapacidad para demostrarlo, ya que en una mayoría de casos, pocos son capaces de identificar los elementos diferenciadores o el posicionamiento estratégico, por el cual, dicho destino, tiene ese algo único, que obliga o puede condicionar a visitarlo, al menos una vez en la vida.

Precisamente, si hablamos del turismo rural, naturaleza y demás relacionados (para evitar escribir la cantidad de prefijos existentes), se puede observar, fácilmente que todos ofrecen lo mismo o prácticamente lo mismo, pensando que el potencial viajero, no hace comparaciones para determinar donde viajara, porque y cuando.

¿Recuerdan que implica, tener ventajas competitivas, versus comparativas?, pues esta es la formula, que nos puede ayudar a marcar la hoja de ruta del destino, en la direccion de conseguir ser atractivos, para que la demanda nos considere en su lista, de ser visitados al menos una vez en su vida y mejor que repitan y lo cuenten, claro.

Traten de realizar un ejercicio mental y atrévanse a juzgar o mas bien, evaluar su destino, con indicadores objetivos. Esto quiere decir teniendo en cuenta, aquellos criterios, con los que la demanda turística potencial o actual, los valorará.

Pero, quizás este ejercicio, les lleve a preguntarse, si conocen su demanda potencial, quienes son, como son, que quieren o que no quieren, donde están, sus motivaciones, expectativas, donde viajan, cuanto gastan y cuanto podrán gastar, etc., etc.

¿Cuántos de Vds. han hecho ya este pequeño gran ejercicio? Porque seguro, que si conocen estas respuestas, podrán saber con gran aproximación, si su destino, puede entrar en esta lista de únicos.

Y si no es así, ya saben una de las tareas que tiene que hacer con urgencia, pero tenga también en cuenta que no todos los destinos, deben de responder a las motivaciones y expectativas de la demanda genérica, sino encontrar aquellos segmentos y mejor nichos de demanda suficientes, para que les permita ser competitivos y sostenibles en el tiempo.

Cautiven a su demanda y traten de hacerla cautiva por sus atributos diferenciados.

Un cordial saludo

Arturo Crosby

www.forumnatura.org

www.forumnatura.eu

Sin categoría

Iniciar sesión

Ingrese el e-mail y contraseña con el que está registrado en Monografias.com

   
 

Regístrese gratis

¿Olvidó su contraseña?

Ayuda